Sailor Moon Foro

Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Página 16 de 19. Precedente  1 ... 9 ... 15, 16, 17, 18, 19  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Serenity el Jue Mar 15, 2012 8:41 pm

¡Hola!

¡Mil gracias a todos por sus comentarios! Andale ¡Me alegra enormemente que les gustara el capítulo anterior!

Bueno, la hora de la verdad se acerca y veremos si Serena y Seiya lograran atrapar a Tuxedo Mask, así como a la arpía de Kakyuu ¿Será que lo conseguiran?

Ya lo veremos en el capitulo de hoy ¡Espero que lo disfruten! Win!

Capitulo 17
La Subasta


Tomada del brazo de Seiya, bajamos las escaleras al entrar al enorme salón de eventos del Caesars Palace en donde esta noche se llevara a cabo la subasta, recorriéndolo con la mirada. El lugar es amplio, con columnas romanas a los costados del lugar, en donde hay una terraza que conduce a los jardines desde donde se logran ver unas fuentes. Por todo el salón se ven decenas de mesas circulares impecablemente decoradas, al fondo una tarima con un pequeño estrado y una enorme pantalla de proyección detrás, supongo que allí es donde los organizadores harán las pujas por las joyas que se subastaran. Y sin duda habrá muchos interesados por que ya hay mucha gente aquí, y la mayoría van a un salón adjunto al principal, ya que allí se están exhibiendo las joyas a subastar.

Entre la multitud del lugar, note que muchas miradas se posaban en Seiya y en mí mientras bajábamos las escaleras, empezando por las de Yaten, Taiki y Ami dispersos por el lugar, ellos usando trajes negros y ella un sencillo y discreto vestido del mismo color. También Mina, Michiru, Darién, Rei y Nicolás, así como Lita y Andrew que interrumpieron su conversación al vernos, al igual que los Black que estaban apartados de ellos junto con Neherenia y la arpía, que en cuanto me vio, me dio la impresión de que iba a estallar de rabia. No sé si porque habrá reconocido el dije que llevo, y que ella fue testigo de todo el tiempo que lo lleve hace seis años y sabe lo importante que es, o porque voy del abrazo de mi apuesto novio y supuesto marido. Como sea que haya sido, yo simplemente seguí sonriendo y más ante la idea de que ni se imagina que seré yo quien la envié a la cárcel por ser cómplice de Tuxedo Mask.

Al llegar al final de las escaleras, Seiya y yo vimos a Molly, que esta enfundada en un precioso vestido azul y nos acercamos a ella para saludarla.

–¡Hola, Molly!

–Vaya entrada que acaban de hacer los Kou… Se ven fantásticos, chicos, hasta parecen salidos de una película.

–Tú también te ves muy bien. Estás preciosa está noche –dijo Seiya con una sonrisa.

–Gracias…

–Basta, Seiya. Me pondré celosa si sigues dando cumplidos a todas las mujeres con quienes hables esta noche –dije dándole un pequeño golpe en el hombro.

Él simplemente soltó un suspiro –Eso es lo malo de que mi esposa sea algo celosa… Pero descuida, Bombón, sabes que solo tengo ojos para ti –dijo guiñándome el ojo.

Molly soltó una pequeña risita –Ustedes sí que saben actuar como todo un matrimonio. Solo espero que no le vayas a romper el corazón a mi amiga, Seiya –dijo ella con seriedad –Seria toda una pena que se divorciaran tan pronto.

–Descuida. Jamás podría hacer algo que lastimara a Bombón –dijo él besando el dorso de mi mano ante la seria mirada de Molly.

No pude evitar sonreírle con cariño a mi mejor amiga. Sé que sus palabras iban muy enserio y, conociéndola como la conozco, sé que sería capaz de arrancarle el corazón a Seiya si es que me hiciera sufrir, más porque ella sabe muy bien lo mucho que sufrí cuando me separe de él hace años.

–¡Serena! ¡Seiya!

Molly, Seiya y yo volteamos al escuchar la voz de Mina. Se está acercando junto con Darién y las chicas, mientras todos no dejan de repetir, al mismo tiempo cabe destacar, lo preocupados que estaban cuando se enteraron de que me habían arrestado y lo contentos que están de verme libre.

–¡Oh, qué bueno que estás bien! –exclamo Rei.

–No podíamos ni creer lo que paso en cuanto nos lo conto Mina –dijo Lita –¿Estás bien?

–Sí, afortunadamente lo estoy.

–Es un gusto saber que todo se solucionó para bien, Serena –dijo Darién con una sonrisa.

–Por supuesto, jamás podría permitir que se cometiera una injusticia en contra de mi esposa –dijo Seiya con un tono en el que se nota que apenas y puede contener sus celos mientras me rodea la cintura con su brazo, estrechándome hacia él –Aunque claro, el mérito de tal logro es de la mejor abogada del mundo. Chicos, les presento a Molly Stevens. Es una vieja amiga de nosotros y fue quien se encargó de ayudar a Bombón.

–Es un gusto conocerlos –dijo Molly amablemente mientras se hacían las respectivas presentaciones por parte de todos.

–No tenía idea de que tuvieran amigos en Las Vegas, chicos –dijo Michiru.

–En realidad estoy en la ciudad por cuestiones de trabajo –respondió Molly –Así que si no hubiera sido por ese incidente de esta mañana, no los hubiera visto en circunstancias tan diferentes a las que vi a Serena y Seiya la última vez, tan felices el día de que se casaron.

Mire de reojo a Seiya, pensando en las palabras que dijo mi mejor amiga. Es curioso como yo no estaba precisamente "feliz" de estar casada con él cuando iniciamos esta misión, y a pesar de eso, como en tan poco tiempo las cosas han cambiado y ahora me siento inmensamente feliz como no lo había sido desde hace mucho tiempo de estar al lado de mi supuesto marido.

–¿Estuviste presente en su boda? –pregunto Mina sorprendida.

–Sí. Molly fue mi dama de honor –dije con una sonrisa.

–Fue una boda realmente hermosa. Casi lloro cuando Serena y Seiya dijeron sus votos, y aun más cuando los declararon marido y mujer…

Molly siguió hablando emocionada sobre cómo fue mi supuesta boda, algo que sin duda nos ayudara aun más a fortalecer a Seiya y a mi nuestra fachada de recién casados, y por supuesto, fortalece la historia de que fue mi dama de honor, y no una agente secreta, quien me saco de la cárcel esta mañana.

Mientras conversábamos, llamaron mi atención dos cuestiones de vital importancia para que funcione el operativo de esta noche. La primera: el hecho de que el unido círculo de amigos del que formaban parte los sospechosos estaba dividido; solo Darién estaba con nosotros, mientras que los Black, Neherenia y la arpía se mantienen muy unidos. Es probable que entre ellos este Tuxedo Mask y otros posibles cómplices además de Kakyuu. Quizás pueda usar a mi favor el que Michiru sea pareja de Diamante para averiguar el porqué de la separación, y usarla como puente para acercarme a ellos. La segunda cuestión es que, al estar alejado de los Black y Neherenia, Darién es un punto clave para saber que ocurrió en realidad anoche en el Club Negaverso y qué papel juega en todo esto. ¿Simplemente estaba anoche en el club para divertirse, ignorando la reunión de Beryl y tuvo la suerte de haber escapado durante el revuelo de anoche? ¿O es también cómplice de Kakyuu, y posiblemente Tuxedo Mask?

avatar
Serenity
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 2586
Edad : 28
Sexo : Femenino

https://www.fanfiction.net/u/2367835/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Serenity el Jue Mar 15, 2012 8:46 pm

Tras un rato de conversación muy superficial, entre la que estaba esa historia que Mina no logro contarnos a Seiya y a mí esta mañana de como fue que se conocieron Rei y Nicolás, en la que incluía como cortar el cuello de una botella de champán sin derramar la bebida, finalmente todos estuvimos de acuerdo en ir al salón adjunto para ver la exhibición de las joyas que más tarde se subastarían para que así viéramos por cuales daríamos nuestra mejor oferta.

–Por cierto, Serena, es muy hermoso tu dije –dijo Rei mientras caminábamos hacia la sala de exhibición –¿Tu lo diseñaste?

–No… Seiya me lo dio la primera Navidad que pasamos juntos. Perteneció a su madre.

–Me imagino que tu suegra debe de ser una mujer muy generosa como para aceptar que su hijo te diera una de sus joyas.

–Seiya me ha dicho que así era ella, pero yo nunca tuve oportunidad de conocerla. Murió cuando él era niño.

–¡Que terrible! No imagino lo difícil que debió de haber sido para él... Afortunadamente, ahora Seiya te tiene a ti.

–Sí, lo sé –dije con una sonrisa, volteando a ver a mi novio, que está con Andrew, Nicolás y Darién.

–¡Hey, Rei! –dijo un fotógrafo al acercarse a nosotras –¡Hola! ¿Te importaría que tomáramos una fotografía con tus amigos para Las Vegas Post?

–Claro que no, adelante.

Se me había pasado por alto este detalle: al estar junto con varias personalidades de distintos ámbitos, la prensa que cubre evento querría fotos de ellos. Y Molly, Seiya y yo apareceremos con ellos en las fotografías que mañana aparecerán en la sección de sociales.

–¡Vamos, chicos! Solo una foto en la que aparezcamos todos –insistió Mina.

–¿Qué creen que digan todos en la Agencia cuando nos vean en esa foto con gente tan famosa? –musito Molly al acercarse conmigo al igual que Seiya, mientras nos acomodábamos con todo grupo para la foto.

–Quizás se mueran de la envidia al ver que, además de la foto, tengo un autógrafo de Mina Aino –susurro mi novio mientras yo trataba de no reírme al recordar como conseguimos ese autógrafo.

Unos instantes después, tras mostrar mi mejor sonrisa y quedar algo cegada tras tanto flashazo, me encontré con la mirada de mi supuesto marido, aun hallándome entre sus brazos mientras los demás seguían caminando hacia la exhibición de joyas.

–Vamos, Amor. Tenemos que ver que eligiere para que me des de regalo de bodas.

–Lo que sea que quieras, Bombón –dijo él inclinándose para besarme. Cuando nos separamos, me susurro al oído –Y es enserio. Ofreceré lo que sea en la subasta para regalarte todas las joyas que quieras.

–Eso no forma parte del plan –musite en su oído, totalmente sorprendida por sus palabras –Solo debemos participar durante la puja del Cristal de Plata.

Seiya simplemente se encogió de hombros –Aun así, quiero regalarte algo.

–Pues no hace falta. Así que vamos, mi amor, que quiero ver el famoso Cristal de Plata.

Al entrar allí al salón de exhibición de joyas, y tal como suponía, el salón estaba atestado de gente que se acercaba a las vitrinas en las que se exhibían las más hermosas piezas de joyería que hubiera visto en toda mi vida, expuestas a las miradas de todos los presentes como si se tratase de grandes obras de arte de un museo.

–Sin dudas todas estas piezas son muy exquisitas –dije mientras admiraba unos pendientes con esmeraldas en forma de gotas.

–Sí. Todas estas joyas son únicas en el mundo –dijo Michiru.

–Deberías decirle a Diamante que elija alguna de estas piezas para ti. Es lo que yo voy a tratar de hacer con Seiya –musite guiñándole un ojo. Ella apenas y me dio una leve sonrisa –¿Está todo bien, Michiru?

–No… Diamante y yo terminamos.

–Lo lamento mucho –dijo Seiya.

–No importa. Es obvio que no todos tenemos la suerte de encontrar a nuestra alma gemela como ustedes.

–Si no es indiscreción, ¿puedo saber porque terminaron? Por Zafiro supimos que anoche se fueron a cenar juntos, y ahora enterarnos que Diamante y tú terminaron es toda una sorpresa.

–Lo sé… pero realmente la culpa de nuestra separación la tuvo Kakyuu.

Seiya y yo la miramos totalmente sorprendidos ¿Es que acaso esa arpía no puede dejar que ninguna pareja sea feliz?

–¿Por qué? –pregunto Seiya preocupado –¿Qué paso?

–Ya saben que Kakyuu es la abogada de confianza de Diamante, y cuando me entere de que ella fue la culpable de que te arrestaran, Serena, fui a confrontarla porque no podía creer lo que te hizo, más cuando a Seiya y a ti les debemos el que nos salvaran de aquellos maleantes la noche que nos llevaron a todos al desierto –dijo Michiru –Obviamente Diamante pronto se enteró de lo que le había dicho a ella, creí que comprendería mi indignación ante lo que hizo esa mujer, pero se puso del lado de Kakyuu, discutimos y… bueno, decidí terminar nuestra relación. No podía seguir al lado de alguien que prefiere apoyar a mujeres como Kakyuu en vez de tener sentido común para defender a alguien como tú, Serena.

–Yo… no sé qué decirte, Michiru.

–No hace falta que digas nada. Además, prefiero no tener en mi vida a personas como Diamante y Kakyuu, y más cuando existe gente tan especial como ustedes –dijo ella con una cálida sonrisa –En unas semanas voy a ir a Tokio a dar un concierto en el Conservatorio de Música, sin duda será todo un placer verlos por allá y, en especial, que fueran a escucharme.

–Claro que sí. Con gusto iremos a escucharte en tu concierto –respondió Seiya sonriendo.

–¡Ven, Michiru! –dijo Mina emocionada –Acabo de ver un broche de esmeraldas que es perfecto para ti.

Fuimos con ellas hacia las vitrinas que estaban más adelante, en donde junto con Lita y Rei, parecen unas niñas en una juguetería al ver tantas joyas tan hermosas a nuestro alrededor. En momentos como estos es que me pregunto cómo fue posible que las consideráramos dentro de la lista de sospechosos, cuando es notorio que ambas no tienen nada que ver con Tuxedo Mask y actúan seguras de su inocencia.

Seiya y yo, tomados de la mano, seguimos caminando por el lugar, hasta que llegamos a una vitrina que sin duda llama más atención entre la gente que las demás. El Cristal de Plata. La imagen que había visto de esta joya en el expediente que nos había dado Luna cuando nos asigno a esta misión, no se compara en nada al tenerlo frente a mí. De forma circular, en donde a través de sus paredes, se filtra la luz dándole destellos multicolor al diamante. Esta engarzado en un collar de oro blanco que tiene incrustaciones de diamantes más pequeños, dándole un resplandor plateado totalmente único a la joya.

Seiya soltó un pequeño silbido de admiración al contemplar el Cristal de Plata.

–Ahora entiendo porque tanto interés por esta joya.

–Lo sé, Seiya... Y esa es justamente la pieza que quiero, Amor –le dije mientras notaba que se acercaban a nuestro lado las chicas para mirar el Cristal de Plata.

–Muy bien. Tus deseos son órdenes, Bombón –dijo él con una sonrisa.

–Wow… no imaginaba que fuese tan precioso al verlo de frente –musito Rei asombrada mirando la pieza.

–Es verdad –coincidió Lita –Sin duda mucha gente ofrecerá toda una fortuna durante la subasta por él.

–Ya lo creo…

–¿Chicas, ustedes creen que sean ciertos todos los rumores que se dicen y que Tuxedo Mask…?

–Esperemos que no, Serena –dijo Mina con firmeza –Lo único que quisiera es que esta noche transcurra con calma.

–Eso y que las autoridades pronto atrapen a ese ladrón –dijo Michiru.

–No duden que así será, chicas –respondió Molly.

Continuamos recorriendo las vitrinas, mirando las joyas mientras seguimos vigilando a las chicas y a Darién, que observa con interés todas las piezas en exhibición. Tengo que acercarme a él para averiguar cómo fue que logro salir del Negaverso durante el revuelo que hubo allí sin ser visto. Pero teniendo a mi novio y sus celos pegados a mí como sombras, me va a ser algo difícil más considerando que Darién mantiene su distancia al verme al lado de Seiya.

–¿Ya decidiste que pieza te gusta, Bombón? –me pregunto al oído.

–No –respondí en un susurro mientras seguía vigilando a Darién, que está a un par de vitrinas más delante de nosotros –No tienes que regalarme nada.

–Quiero hacerlo. ¿Qué te parece ese brazalete? –pregunto señalándome un brazalete de perlas –¿O aquel otro? –dijo mostrándome esta vez otro brazalete, pero con incrustaciones de rubíes.

–No lo creo –dije cansada de que insistiera tanto.

–Vamos, Bombón.

–Dije que no.

Seiya dio un largo suspiro –Creo que eres la única mujer en este salón que no quiere alguna de las joyas que se están exhibiendo.

–Eso es porque yo no soy como las demás mujeres y soy muy exigente. Además, si tuviera que elegir, escogería algo con lo que no me fueran a arrancar un brazo para robármelo, algo como… eso –dije señalando al azar la única pieza que no me pareció tan ostentosa: una pulsera delgada de oro que tiene pequeños diamantes y zafiros. Sin duda una joya muy hermosa, que cualquiera, incluyéndome, estaría feliz de poseer. Pero no se lo voy a decir porque si no es capaz de dar una fortuna por ella.

–¡Hey, Seiya! –lo llamo Andrew al acercarse junto a nosotros con Nicolás –¿Escogiendo algo para tu querida esposa?

–Eso intento, pero Bombón no me lo pone nada fácil.

–Te entiendo... ¿No te importa que te lo robe un rato, Serena? –pregunto él –Necesito su consejo en algo de suma importancia.

–Para nada, Andrew. Llévatelo todo el tiempo que quieras –dije con una sonrisa. ¡Esto es perfecto! Amo a Seiya, pero necesito que este lejos de mi al menos cinco minutos con tal de que sus celos no alejen más a Darién.

–Ni creas que te vas a librar mucho tiempo de mi, ¿eh Bombón?

–Ya lo sé…

Seiya me beso con ternura, pero lo que pensé que sería un beso breve, se fue volviendo mucho más largo de lo necesario considerando que en un rato más nos volveremos a reunir. Por alguna razón, me lleno la misma sensación de despedida de esta tarde cuando no dejo de repetirme que me amaba.

–No lo olvides, sin importar lo que pase, nunca olvides que te amo –musito en mi oído para que solo yo lo escuchara, tras lo que me dio un fugaz beso –Te amo, Bombón

–También yo, Amor.

Mi novio sonrió, pero note un poco de sorpresa y algo más… algo muy parecido a la duda en su mirada. Creo que es como si no supiera si mis palabras fueron parte de nuestra actuación de recién casados, o porque de verdad eso siento por él.

Andrew le dio una palmada amistosa a Seiya en la espalda –¡Vamos! No es necesaria tanta despedida cuando en un rato regresaras al lado de Serena

–Cuando te cases, entenderás lo difícil que es estar separado de la mujer que amas –dijo Seiya con una sonrisa.

–Mejor llévenselo ya antes de que se arrepienta de irse con ustedes, chicos.

Los tres hombres se rieron ante mis palabras, y sin más, se alejaron entre la gente. Seiya volteo pocos segundos después a verme, le regale mi mejor sonrisa cuando nuestras miradas se encontraron, misma a la que correspondió con mi sonrisa favorita antes de que él y los chicos desaparecieran de mi vista entre la multitud.

Suspire profundamente tratando de quitarme esa extraña sensación que me dejo ese beso que me dio Seiya, tras lo que busque con la mirada a Darién, que sigue observando con interés las joyas en exhibición y me acerque a él.

–¿Hay alguna pieza que te interese?

–En realidad… no –dijo Darién volteando a verme con una pequeña sonrisa –Creí que sería fácil escoger algo para Rini, pero me equivoque.

–Estoy segura de que cualquier joya que le regales a tu hija, le gustara mucho.

–Eso espero. Pero considerando que tú eres quien sabe más de esto porque eres diseñadora de joyas ¿Qué crees que sea mejor para una niña de diez años, Serena?

–Mmm… ¿Qué te parece aquel dije? ¿La mariposa de topacios rosas? –dije señalándole la pieza que está en la vitrina frente a nosotros.

–Sin duda tienes muy buen gusto. Además, a Rini le encantan las mariposas –dijo él con una enorme sonrisa –Estoy seguro de que a mi hija le encantara. En verdad, gracias por tu ayuda.

–Fue un placer. Me alegra haberte ayudado, Darién.

–No hay duda de que Seiya es muy afortunado por tenerte por esposa.

–Sí, y yo también de que él sea mi marido… y de que tú seas mi amigo –dije con una sonrisa –Es una lástima que anoche ya no hayamos podido tomarnos esa copa de la que me comentabas.

–Lo sé, fue una pena que no haya sido así. Pero si quieres podemos ir por esa copa ahora mismo.

–Suena perfecto –dije mientras lo tomaba del brazo. Empezamos a caminar entre la gente para volver al salón principal.

–¿No le molestara a Seiya que estés conmigo?

–¿Porque si no estoy haciendo nada malo?

–Lo pregunto porque si estuviera en el lugar de Seiya, no me gustaría ver a mi esposa del brazo de otro hombre. Además, me parece que te cela mucho y lo último que quisiera es ocasionarte problemas con él.

–Tonterías. Amo a Seiya y él me ama, existe mucha confianza entre nosotros y esto no tiene que ocasionarnos ningún problema cuando ambos, en este momento, estamos compartiendo un momento agradable con buenos amigos.

–Tienes toda la razón, Serena –coincidió él con una sonrisa –Y repito lo dicho, tu esposo es muy afortunado por tenerte a su lado.

Al llegar al salón principal, vi a Neherenia conversando con Kakyuu cerca de la terraza. Ambas posaron sus miradas en Darién y en mí mientras caminábamos hacia el bar, en donde le pedimos al bar tender nuestras bebidas: él whisky y yo vino blanco.

–Ahora que lo pienso, anoche te estuve buscando por el club y no te vi por ninguna parte ¿No me digas que te fuiste sin despedirte, Darién?

–Lo que paso es que Neherenia se sentía mal. Ella bebió tanto que temí que tuviera una intoxicación etílica y la lleve a urgencias rápidamente, que ni siquiera le pude avisar nada ni a Zafiro o Kakyuu.

–Ya veo… –musite de forma comprensiva antes de beber un poco de vino. Qué raro, la última vez que vi a Neherenia anoche, estaba bailando con Zafiro y no me pareció que estuviera tan mal como dice Darién. Y al verla ahora conversando con la arpía, me parece que esta tan bien como siempre.

–Estamos verificando si es cierta la historia de Chiba –dijo Haruka en mi oído a través del audífono que llevo oculto –Trata de sacarle más información al respecto.

–¿Y Neherenia ya se encuentra mejor?

–Sí, le hicieron un lavado de estómago y a las pocas horas la dieron de alta. Y como puedes ver, su recuperación fue rápida porque ahora se encuentra como si nada –dijo él dándole una mirada rápida a ella mientras tomaba un poco de su bebida.

–¿Te quedaste con ella el resto de la noche en el hospital?

–Sí, así es. La traje de regreso al hotel por la mañana.

–Por lo que se ve, Neherenia te importa mucho como para que te hayas tomado tantas molestias por ella anoche.

–Era lo menos que podía hacer por ella después de que ha tenido muchas atenciones conmigo y con Rini desde que enviude –dijo Darién dando un suspiro –Aunque es una lástima que no me haya enterado de lo que te paso hasta que me lo comentaron Lita y Rei esta tarde. Habría usado todos mis recursos para sacarte de la cárcel.

–Te lo agradezco, Darién. Pero como te abras dado cuenta, Molly y Seiya se encargaron de todo y gracias a ellos estoy libre… Aunque eso no cambia el hecho de que todo el hotel se enteró demasiado rápido para mí gusto de lo sucedido.

–Afortunadamente es cierto ese dicho de que, todo lo que pasa en Las Vegas, se queda en Las Vegas.

–¡Qué suerte! –comente mientras ambos nos reíamos.

–Por cierto, y si no te incomoda que te pregunte, ¿Por qué fue exactamente que te arrestaron? –pregunto él.

–¿No lo sabes?

–Hasta donde sé, dicen que fue porque agrediste físicamente a Kakyuu… o al menos es lo que Mina escucho decir al oficial que te arresto, pero como ella tenía resaca, no estoy muy seguro de que tanto creer y más porque por lo que se ve, Kakyuu no tiene ningun golpe o algo con lo que pueda decir que fue agredida.

–Si, lo sé… –msuite volteando a verka brevemente. Esa arpia debío de haber cubierto con maquillaje el golpe que le di porque no se le nota nada en el rostro –Te diré lo que realmente paso, Darién, pero prométeme que esta conversación quedara entre nosotros. No quiero que ese asunto se haga más grande de lo que es.

–Por supuesto. Tienes mi palabra de que no diré nada.

–Bien, porque sí, es cierto. Le di un derechazo a Kakyuu.

–Creo que no debería sorprenderme el hecho de que seas una mujer de armas tomar, y más después de que nos salvaras a todos la noche que nos llevaron en la limosina al desierto, pero tengo que preguntarlo… ¿Por qué la golpeaste? ¿Te hizo algo?

–Sí, está intentando robarme a mi marido.

–Vaya, parece que ella quiere pretende tener en su poder a todos los hombres que ve a su paso.

–¿Por qué lo dices? –pregunte con interés. ¿Acaso pretende estar con alguien más además de Seiya?

–Digamos que la conozco más de lo que quisiera y sé de lo que es capaz de hacer.

–Ya somos dos. ¿Olvidas que la conozco desde hace muchos años?

–Lo sé… –respondió él bebiendo un poco más de whisky –Pero no creo que cuando estaban en la Universidad, hiciera las cosas que hace ahora.

–¿A qué clase de cosas te refieres? Porque créeme que en esa época, ella hizo muchas cosas terribles con tal de conseguir lo que quería.

Darién miro su copa con cierto nerviosismo antes de beber lo que quedaba de un trago. ¿Qué es lo que sabe Darién de esa arpía? ¿Acaso es de Tuxedo Mask? ¿Será que Darién también trabaja con ella en todo este asunto de ese ladrón de joyas?

–Si sabes que Kakyuu es capaz de hacer hasta lo imposible por conseguir lo que quiere, es mejor que te alejes de ella, Serena.

–¿Pero por qué? Yo no le tengo miedo a esa mujer.

–Deberías… Por mucho que la hayas conocido en la Universidad, dudo que tengas la más remota idea de la clase de mujer que es actualmente, ni de todo lo que ella es capaz de hacer.

–Me estás asustando, Darién. ¿Qué es lo que sabes de Kakyuu que no me quieres decir?

–Como amigo, lo único que te recomiendo es que vuelvas a Tokio con tu esposo lo más pronto que puedas, disfruta de tu vida de recién casada y se feliz, Serena –dijo él con firmeza –Mantente lo más alejada que puedas de Kakyuu. Ya te metió a la cárcel y no le importara destruir tu vida con tal de conseguir lo que quiere.
avatar
Serenity
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 2586
Edad : 28
Sexo : Femenino

https://www.fanfiction.net/u/2367835/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Serenity el Jue Mar 15, 2012 8:47 pm

No pude conseguir más información de Darién respecto a Kakyuu por más que intente. Por más que pienso en el asunto, me parece que se trata de algo importante, pero no estoy segura de que tan importante y si lo que sabe tiene que ver o no con Tuxedo Mask. A mi favor tengo el hecho de que, a pesar de que entre Darién y yo no puede haber más que una amistad por mi supuesto matrimonio, me estoy ganando su confianza y eso es la llave para lograr averiguar qué es lo que sabe Darién, y sobre todo, saber de una vez por todas si está implicado en el asunto de Tuxedo Mask.

Busque con la mirada a Seiya para comentarle lo que averigüe con Darién, pero no lo encontré por más que lo buscaba por todo el lugar. Es como si de pronto se lo hubiera trago la tierra. Por suerte para mí, Molly se hallaba con las chicas, y con el pretexto de que me acompañara al baño, nos alejamos del grupo para que pudiera decirle lo poco que descubrí.

–¿Qué sucede, Serena?

–Averigüe algo importante que nos puede servir –murmure mientras nos abríamos paso entre la gente para ir hacia los sanitarios –Pero esto también lo tiene que saber Seiya ¿lo has visto?

–La última vez que lo vi estaba con los hermanos Black, pero es obvio que ya no está con ellos.

¡Rayos! ¿En donde se metió Seiya?

–¿Alguien ha visto a Kou, chicos? –musite simulando que hablaba con Molly.

–Yo lo vi entrar a los sanitarios hace cinco minutos –respondio Taiki en mi audífono –Seguramente apago el micrófono y el audífono, y es por eso que no nos oye.

–Es probable… Nosotras vamos a buscarlo. Mantengan vigilados a Kakyuu y a Darién. Puede que él sea nuestra clave para atrapar a esa mujer.

–Entendido.

Molly y yo seguimos caminando hacia los sanitarios e ingresamos al pequeño pasillo que conducía a ellos. Tras asegurarnos que no había gente, nos dirigimos al baño de hombres para buscar a mi novio y abrí la puerta.

Decir que me quede en shock, es poco para describir como me sentí ante lo que vi.

Seiya, mi novio, el hombre que amo, estaba besándose con Kakyuu de una manera por demás apasionada. Mientras que ella se encontraba en sus brazos, atrapada entre él y los lavabos detrás de ella, buscando la forma más rápida de quitarle la ropa.

De pronto me pareció que no podía respirar, ni gritar, ni llorar, ni nada. Solo siento el peso del mundo cayéndose a mí alrededor, así como siento las viejas cicatriz sangrar al abrirse las heridas de mi corazón y causándome mucho más dolor que hace seis años. Esto no me puede estar pasando a mí. No es posible que este pasando otra vez por lo mismo.

¡No! ¡No! ¡No! ¿Por qué? ¿Por qué?

–Serena, respóndeme –me pidió Molly con insistencia –¿Dónde pusiste el micrófono?

La mire totalmente confundida mientras las lágrimas surcaban por mi rostro. Ni siquiera fui consciente de cuando empecé a llorar. Seiya me acaba de romper nuevamente el corazón ¿y Molly me pregunta por el micrófono?

Fue entonces que me di cuenta de que ya no estábamos en el baño de hombres, si no que nos encontramos solas en el de damas. Molly debió de haberme sacado de allí, ya que después de lo que vi, no estoy muy segura de como llegue aquí. Fue entonces que recordé que gracias a mi micrófono, nos están escuchando los chicos del FBI. Y creo que me están escuchando sollozar ya que oigo la voz de Ami en mi cabeza preguntándome que está pasando. Como si fuera un acto reflejo, de inmediato apague el micrófono y el audífono.

–¡Oh, Molly! –exclame sin poder detener mis lagrimas –Lo amo... amo a Seiya y él…

–Lo sé, Serena… lo sé…

Ella me abrazo mientras yo seguía llorando –¿Por qué? ¿Por qué, Molly?

–No lo sé –dijo ella acariciando mi espalda con cariño tratando de reconfortarme –Esto no tiene sentido… Seiya te ama. Él mismo me lo dijo esta mañana cuando te arrestaron.

–Si así fuera, nunca me abría hecho esto… nunca –musite entre lágrimas. Y pensar que hace unas horas ese infeliz me hizo el amor mientras me repetía un millón de veces que me amaba, que incluso me lo dijo al oído antes de que nos separáramos.

El sonido de la puerta del baño al abrirse, nos hizo reaccionar a Molly y a mí cuando vimos entrar a Ami, que cerró la puerta con seguro.

–¿Estás bien, Serena? –pregunto Ami preocupada –¿Qué sucedió?

–Nada de qué preocuparse. Ella estará bien –respondió Molly de una manera convincente, como si fuese de algo sin importancia –Serena se cayó gracias a esos enormes tacones que trae y se torció el tobillo. Descuida, no es nada grave.

Obviamente por la expresión del rostro de Ami, no le creyó.

–Está bien, Molly... –musite limpiando mis lágrimas, tratando de no seguir llorando –Ella lo sabe.

–Descuiden, apague el micrófono y nadie nos escucha –dijo Ami –Díganme qué paso realmente.

Di un largo suspiro antes de hablar–Descubrimos a Seiya engañándome con Kakyuu.

–¿Qué? –musito ella totalmente sorprendida –Eso es imposible. Me cuesta creerlo y más después de haberlos visto anoche en el club, esta noche aquí.

–A mí también me cuesta creerlo a pesar de que los vi –dijo Molly.

–Pero es verdad… ¡ese maldito desgraciado me volvió a hacer lo mismo! ¡Y yo fui tan estúpida para caer otra vez en sus encantos sabiendo la clase de sinvergüenza que es!

–Tranquilízate, Serena.

–No me pidas eso, Molly, porque en este momento lo único que quiero es ir a matarlo con mis propias manos por causarme este dolor tan grande.

–Lamento preguntar esto en este momento, pero no entiendo –dijo Ami –¿Cómo que Seiya te volvió a hacer lo mismo?

–En resumen: hace seis años Seiya era mi novio en la Universidad, pero una noche lo descubrí teniendo sexo con la arpía de Kakyuu y terminamos. Hasta hace poco regresamos, creí conocerlo muy bien, pero… obviamente no tengo ni idea de quién es Seiya Kou –dije luchando por no seguir llorando –Un minuto me dice que me ama, y al siguiente me traiciona con esa arpía…

–El dolor está hablando por ti, Serena. No piensas realmente eso –dijo Molly.

–¿Ah no? ¡Entonces explícame que está pasando! –grite furiosa –¡El hombre que tanto dice que me ama es el mismo al que vimos dispuesto a tener sexo con esa maldita arpía! Pero ni crea que va a burlarse de mí nuevamente, voy a ir a matar a ese infeliz ahora mismo

Camine con paso decidido hacia la puerta del baño, sintiendo que toda la furia y el dolor que siento por dentro, es lo que me mantendrá en pie para hacer sufrir a Seiya tanto como estoy sufriendo yo por su culpa. Para mi desgracia, Molly y Ami me detuvieron antes de que lograra siquiera acercarme a la salida del baño.

–¡No vas a salir de aquí en ese estado, Serena! –exclamo Ami.

–Entiendo que te sientes muy mal, y quieras descargar toda tu ira sobre Seiya, pero trata de pensar las cosas detenidamente por solo un momento –dijo Molly.

–No tengo nada que pensar. Lo único que quiero es acabar con ese maldito desgraciado con mis propias manos.

–Escúchame, por favor –pidió Molly –Si después de lo que te voy a decir aun quieres matar a Seiya por engañarte, yo misma te ayudare. Pero solo te pido que primero me escuches. Tan solo piensa en lo que sabes de Seiya, en todo lo que han vivido juntos, en especial durante esta misión. ¿En verdad crees que él puede engañarte? Porque honestamente yo no lo creo.

–¿Estás de su lado?

–No. Solo estoy viendo las cosas racionalmente, algo que no estás haciendo en este momento –dijo ella con firmeza –Simplemente la forma en que te mira Seiya lo dice todo: lo mucho que le importas, lo dispuesto que esta de hacer las cosas por ti, lo mucho que te ama… Creo que Ami se da cuenta de que lo que estoy diciendo es cierto.

–Es verdad –coincidió Ami –Seiya y tú no fingen ser una pareja enamorada, porque es obvio que ustedes se aman. Hasta los mismos sospechosos se los han dicho. Todos notan el amor que sienten el uno por el otro, en especial se nota el que Seiya te tiene. Él está totalmente enamorado de ti.

–No… no es así, porque si así fuera nunca me haría esto.

–Él mismo me dijo esta mañana en la estación de policía que te ama, Serena –dijo Molly.

–No, eso no es cierto.

–Si lo es. Mientras tu estuviste encerrada en esa celda, Seiya estaba como loco tratando de sacarte de ahí; créeme que no le hubiera importado hacer explotar la estación de policía con tal de que estuvieras libre. Eso por si solo dice lo mucho que le importas, y aun así le pregunte si de verdad te quería y me respondió que te ama con toda su alma. Lo que más quiere es recuperar los años que han perdido y hacerte feliz… incluso me dijo que esperaba que algún día de verdad fueras su esposa y te convirtieras en la madre de sus hijos… Nunca he visto a nadie amar tanto como Seiya te ama a ti. Solo dime algo, Serena, ¿realmente crees que él te ha mentido cuando te dice que te ama?

Toda la furia que siento por dentro no quiere escuchar las razones que le quiere dar mi corazón a favor de Seiya, porque quiera reconocerlo o no, sé que él me ama. Me lo demuestra cuando su mirada se encuentra con la mía, en sus sonrisas, la forma en que me trata, sus besos, sus caricias, en cómo me hace el amor. Hasta me pidió que sin importar lo que pasara, que nunca olvide que me ama. Y el dije que llevo representa ese amor y es muy importante para ambos… No lo entiendo. Si Seiya me ama tanto ¿Por qué me engaña con la arpía de Kakyuu?

Me deslice recargada en uno de los muros hasta que me senté en el piso, llorando con más fuerzas que antes. No entiendo porque cada vez que me siento tan feliz, mi mundo se tiene que venir abajo de manera estrepitosa y de forma incomprensible.

–Serena… –musito Molly arrodillándose a mi lado.

Ami también se acerco a nosotras –Quizás yo no conozca a Seiya, ni a ti tanto como Molly, pero sí sé que, un hombre enamorado como Seiya lo está de ti, no te engañaría por gusto y menos con Kakyuu, cuando es obvio que no la soporta y sabe que es una criminal por ser cómplice de Tuxedo Mask. Me parece que todo esto se trata de un plan de Seiya.

–¿Un plan? –musite confundida.

–Sí, yo también creo que esto es un plan de Seiya. Cuando estábamos en la estación de policía, él me dijo que iba a hacer hasta lo imposible por hacer pagar a Kakyuu por lo que te hizo, Serena, por lo que les hizo a ambos en el pasado –dijo Molly –Seguramente eso es lo que está haciendo, seducir a esa mujer para que crea que la quiere y hallar la forma de que confiese que es cómplice de Tuxedo Mask, para así poder ponerla tras las rejas.

Las mire tratando de aferrarme a sus palabras, que lo que vi forma parte de algún plan de Seiya. Pero ni siquiera estoy segura de en qué creer en este momento, menos después de esa horrible imagen que vi hace unos momentos…

–Aunque así fuera, si lo que vi se tratara de un plan de Seiya, él me lo habría dicho, pero no fue así. No me dijo nada…

–Quizás por alguna razón no te dijo lo que pensaba hacer –dijo Ami –Tal vez creyó que no lo ibas a apoyar en lo que ibas a hacer.

–De hacer sido así, y por mucho que no me gustara su idea, yo lo habría apoyado en lo que fuera ¡Pero lo único que hizo fue ir a enredarse con esa maldita arpía quita-novios! –grite mientras seguía llorando con todas mis fuerzas –¿Por qué Seiya me hizo esto? ¿Por qué?

Seguí llorando con todas mis fuerzas mientras enterraba mi rostro en mis manos. Adiós a todos los planes y sueños que quería realizar con Seiya. Adiós Paris. Adiós a nuestra vida juntos. Adiós todo…

–Serena, obviamente estás muy afectada por lo que paso –dijo Ami –Si crees que no puedes salir y seguir la farsa de tu matrimonio con Seiya, dímelo y te sacaremos de aquí si piensas que no puedes continuar con el operativo para atrapar a Tuxedo Mask.

La mire sorprendida ante sus palabras, pero sabiendo que tiene razón. Debo estar al 100 % concentrada en la misión si quiero atrapar a ese ladrón y enviar a la arpía a la cárcel. No he llegado hasta aquí solo para desaprovechar esta gran oportunidad en mi carrera simplemente porque me rompieron el corazón. Tengo que dejar a un lado mis sentimientos para cumplir con mi deber.

–Puedo continuar con la misión –respondí con firmeza, limpiando mis lagrimas –Nadie aparte de nosotras, sabrá lo que realmente me sucede, ni siquiera el propio Seiya. Soy una profesional y no dejare que mi vida personal interfiera con el trabajo.

Me puse de pie y me acerque a los lavabos, al ver mi reflejo en el espejo, note que mi maquillaje esta corrido, así como mis ojos rojos e hinchados de tanto llorar. Me eche un poco de agua en la cara para lavar mi rostro, mientras Ami y Molly se ponen de pie, y al verlas en el espejo, detrás de mí, es obvio que se notan inseguras de mis palabras.

–¿Realmente estás segura de que puedes hacerlo? –pregunto Ami –Nada ni nadie te está obligando a continuar si tú no quieres.

–Estoy segura –respondí firmemente –Actuare como la enamorada señora Kou, atrapare a Tuxedo Mask y a esa maldita arpía. Ya después confrontare a Seiya y descargare toda la furia Tsukino contra él por lo que me hizo.

–No puedes trabajar ahora que no estás pensando con la cabeza fría, Serena –dijo Molly –Además, debe de haber una explicación lógica por la cual Seiya actuó así con esa mujer. Quizás lo que vimos forme parte de su plan.

–Tal vez sea si, tal vez no… Pero por ahora, él seguirá viendo a su dulce y enamorada Bombón. De eso depende el éxito de esta misión.
avatar
Serenity
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 2586
Edad : 28
Sexo : Femenino

https://www.fanfiction.net/u/2367835/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Serenity el Jue Mar 15, 2012 8:51 pm

Una vez que arregle mi maquillaje y que me sentí lo suficientemente tranquila para volver a ver a Seiya, salí del baño junto con Molly de regreso al salón principal, sonriendo como si nada hubiera pasado. Note que la gente que se encontraba en salón de la exhibición de joyas iba saliendo de él. Tal como estaba programado el evento, no tardarían en cerrar las puertas momentos antes de que iniciara la subasta, ya que entonces, todas las joyas se encontrarían a salvo de cualquiera que intentara robarlas. Vamos a ver si esa medida por parte de los organizadores, logra detener a Tuxedo Mask.

–¡Bombón!

Mi corazón se detuvo al ver a Seiya, caminando hacia nosotras con esa sonrisa ligeramente torcida de una manera tan sexy que tanto me gusta y sus ojos brillando de solo verme. Me invadieron unas enormes ganas de asfixiarlo con mis propias manos y gritarle por ser tan sinvergüenza al atreverse a mirarme de esa manera tras haber estado con esa maldita de Kakyuu. Pero después tendré tiempo para torturarlo, así que lo único que hice fue darle la mejor de mis sonrisas.

–¿Serena, estás segura que…? –murmuro Molly preocupada.

–Descuida, sé lo que hago –musite sin dejar de sonreír mientras Seiya llegaba frente a nosotras –¡Mi amor! –exclame con alegría mientras le rodeaba el cuello con mis brazos –¿En dónde estabas? Te extrañe mucho.

–Ya me di cuenta por este recibimiento. Yo también te extrañe mucho, Bombón. Me hiciste mucha falta –dijo él con esa radiante sonrisa.

¡Maldito sínico! ¿Y todavía tiene el descaro de decirme eso después de…? ¡Urg!

Tranquila, Serena. Más tarde podrás hacerlo sufrir tanto como te ha hecho sufrir a ti.

–¿Por qué no vamos los tres a tomar un poco de aire antes de que inicie la subasta? –dije sin dejar de sonreír, tomándolo del brazo rapidamente –Necesitamos hablar de algo muy importante que averigüe.

–Por supuesto.

–No creo que te moleste que también vaya del brazo de tu esposo ¿verdad, Serena?

–Para nada, Molly. Creo que a Seiya ni le importa que lo comparta con otras mujeres.

Molly me miro tratando de ocultar la sorpresa y preocupación de su mirada. Sabe que lo que dije no fue por ella, pero sin duda teme que vaya a hacer algo que ponga en riesgo la misión.

–Más bien, yo diría que soy muy afortunado de estar acompañado de tan bellas damas –dijo Seiya mientras los tres caminábamos hacia la terraza.

No tardamos en llegar a la terraza, en donde a un costado había una escalinata, por donde bajamos a los jardines, en donde por suerte hay muy poca gente, así que nos acercamos a una de las fuentes. Ahí, les conté a Seiya y a Molly de la conversación que tuve con Darién y de su insistencia en que me mantuviera alejada de Kakyuu.

–¿No te dijo Chiba algo más de Kakyuu? –pregunto Molly.

–No, por más que se lo pedí, no quiso decirme nada más al respecto. Pero por su actitud, me parece que sabe algo que relaciona a Kakyuu con Tuxedo Mask.

–Es muy probable. Yo siempre he creído que él está relacionado en este asunto, y lo que conseguiste averiguar, Bombón, es prueba de ello.

–De eso aun no estamos seguros. Chiba Labs y BlackMoon Industries mantienen acuerdos en varios proyectos de investigación científica, puede que sea sobre eso a lo que se refería Darién. Después de todo, ya no estoy muy segura de que creer, porque todo lo que creí que era cierto, ya no me parece que sea así.

Molly me miro con seriedad, advirtiéndome que cuidara mis palabras con tal de no iniciar una pelea con Seiya en un lugar público. Afortunadamente para mí, mire a mi supuesto marido con mi mejor mirada de convencimiento para que no replicara en nada de lo que dije.

–Esa es una posibilidad, pero no hay que descartar nada… Aunque me temo que parece que la historia de la intoxicación de Neherenia es cierta. Ella misma les contó a los Black sobre su terrible noche en el hospital.

–¿Y si ella está mintiendo para apoyar la historia de Chiba y encubrir lo que verdaderamente estuvieran haciendo los dos? –dijo Molly.

–Por suerte para nosotros, Haruka se encuentra revisando si esa historia es cierta. Debe haber registros de que Neherenia ingreso de emergencia al hospital, o las grabaciones de las cámaras de seguridad del hotel que verifiquen que tan cierto es lo que Darién me dijo. Sea como sea, la vigilancia sobre él se está manteniendo al máximo, al igual que con la arpía... Por cierto, Seiya ¿no has averiguado algo que nos ayude a capturar a esa mujer?

–Me temo que no, Bombón. Ni siquiera he hablado con ella esta noche.

¡Por supuesto que no has hablado con ella, infeliz! ¡Estabas muy ocupado besándola y buscando como abrirte paso a través del vestido de esa arpía!

–Lo único interesante que he descubierto, es que Andrew le piensa pedir a Lita que se case con él, y quiere darle uno de los anillos que se estaban exhibiendo hace unos momentos. Fue por eso que me pidio que acompañara, queria el consejo de alguien que ya hubiera pasado por ello.

–Ya veo… –musite concentrándome en mantener la calma para no borrarle a golpes a Seiya esa sonrisa que tiene, y que ni siquiera desapareció cuando me mintió tan descaradamente –Espero que al menos ellos si tengan suerte en el amor

–¿Ellos si tengan suerte en el amor? –pregunto él confundido.

–Lo digo por lo de Michiru y Diamante. Se nota que ella esta triste por su separación.

–Pero seguramente encontrara a alguien que la haga feliz.

–Creo que ya deberíamos volver al salón –dijo Molly –La subasta iniciara dentro de poco.

–Es cierto. Hay que regresar ya –dije dando un paso para volver por donde vinimos, pero Seiya me tomo la mano impidiéndome seguir.

–De hecho, ¿por qué no te adelantas, Molly? –dijo Seiya –Bombón y yo te veremos adentro en un momento.

Mi amiga me miro indecisa de dejarme sola con Seiya, asentí ligeramente para que se fuera. Hasta ahora él no ha sospechado nada, y tengo que hacer mi mejor actuación estando solos. No puedo descargar todo mi odio contra él aun, no cuando de nuestro supuesto matrimonio depende que termine bien esta misión.

Molly camino de regreso al salón, mientras Seiya y yo apagábamos con discreción nuestros micrófonos para que los chicos no escuchen nuestra conversación.

–¿Estás bien, Bombón?

–Claro que si ¿Por qué lo preguntas? –dije haciéndome la desentendida. No sé pudo haber dado cuenta de que algo me pasa, ¿o sí?

–Es que te noto algo tensa.

–No te preocupes. Simplemente tengo un millón de cosas en la cabeza por la misión, pensar que es muy probable que finalmente veamos a Tuxedo Mask en persona, que Darién o alguno de los demás sea ese ladrón, conseguir las pruebas necesarias para mandar a la cárcel a la arpía… solo quiero que todo salga bien esta noche.

–Así será gracias a la súper Agente Serena Tsukino, que nuevamente salvara al mundo –dijo él con mi sonrisa favorita y una mirada tan cálida y llena de amor.

¡No! ¿Por qué me tiene que mirar así? Me duele tanto que me mire de esa forma, con ese silencioso te amo que gritan sus ojos. No lo soporto después de haberlo visto con esa maldita arpía.

Seiya me rodeo la cintura con sus brazos, inclinando su rostro sobre el mío. No soportare que me bese después de haber besado a esa mujer, así que gire mi rostro bruscamente evitando que sus labios tocaran los míos.

–¿Bombón? –musito él desconcertado por lo que hice.

Piensa rápido, Serena ¿Qué le voy a decir para que no sé de cuenta de que se que me engaño con Kakyuu?

–¿Qué te pasa, Bombón? –pregunto tomando mi barbilla con su mano para que volteara a verlo.

–Nada, pero estamos en un lugar público, Seiya. Alguien nos puede ver, y no quiero que aparte de Ami y Molly, los demás se enteren de lo nuestro.

–No tiene porque ser así. Después de todo, se supone que somos una pareja de recién casados y no tiene nada de malo que te bese.

Sin darme tiempo de reaccionar, Seiya me beso. De alguna manera, sus labios son como un bálsamo para mi dolor, logrando que olvidara momentáneamente lo que había pasado, así que lo único que pude hacer fue corresponder su beso mientras rodeaba su cuello con mis brazos, acercándolo más a mí para profundizar su contacto.

Soy una masoquista de lo peor. Lo odio. Lo odio tanto por hacer que lo ame con la misma intensidad. Ya no sé como haré para vivir nuevamente sin él, sabiendo que lo amo con toda mi alma y él… él también me ama. Sé que él me ama tanto como yo a él por la pasión con la que me está besando. ¿Entonces porque me engaño con la arpía?

Quizás… quizás Molly y Ami tengan razón y lo que vi se trate de un plan de Seiya. Mi necio corazón se está aferrando a esa última esperanza, porque es la única explicación razonable a lo que vi. Tiene que serlo. Él no puede amarme tanto y a la vez engañarme de la peor manera. Él no podría lastimarme de una manera tan cruel. No podría hacerlo…

Lentamente nos fuimos separando al sentir la falta de aire en mis pulmones, sintiendo los dulces roces de sus labios en los míos.

–Te amo, Bombón –musito mirándome a los ojos, haciendo que mi corazón latiera con locura.

–Seiya… ¿me puedes responder algo con toda honestidad? –pregunte acariciando su rostro con mi mano.

–Claro que sí.

–¿Qué serias capaz de hacer por el éxito de una misión?

–¿Por qué me preguntas eso? –pregunto sorprendido.

–Simplemente respóndeme. ¿Harías algo que podría lastimarme, si es que eso garantiza cumplir exitosamente una misión?

–¿De dónde sacaste semejante idea? ¿Volviste a hablar con Ami?

–Solo responde, Seiya. ¿Serías capaz de…? No sé, por poner un ejemplo: ¿idear algún plan secreto del cual no me dijeras nada porque sabes que lo que hicieras podría herirme y, si lo descubriera, hacer que te odie para siempre?

Seiya me miro con una gran duda marcada en el rostro, como si no supiera si solo hablo por hablar o porque ya sé lo que hizo. Tome su rostro entre mis manos, viéndolo fijamente a los ojos, en espera de su respuesta, con mi corazón aferrándose a la idea de que lo que vi fue parte de un plan de él.

Por favor, si el que te viera con Kakyuu es parte de algún plan, dímelo ahora, Seiya. Debería odiarte por semejante plan, pero no lo haré y te apoyare en lo que sea, pero por favor, dime que tienes un plan secreto bajo la manga del que no me has hablado. Te lo suplico, mi amor, dime que lo vi se trata simplemente de un plan para atrapar a esa arpía…

–No, Bombón. Nunca haría algo así por ninguna misión, ni siquiera por esta. Jamás haría algo para lastimarte.

Lo mire con una enorme sonrisa, reprimiendo las enormes ganas que siento de llorar. ¡Maldito idiota! ¡Estúpido! ¡Ni siquiera parpadeaste al mentirme en la cara!

–Sabes que te amo, Bombón.

¡Y yo te odio con toda mi alma!

–Creo que ya deberíamos volver con Molly.

–Supongo que sí, pero antes… –musito él inclinándose para volver a besarme.

¡Ni creas que permitiré que me vuelvas a besar, infeliz! Rápidamente puse un dedo sobre sus labios, dándole una dulce sonrisa.

–Tal vez después, Seiya.

–Solo uno.

–No. Deberás guardar ese beso para después. Más tarde tendremos tiempo para nosotros y se me ocurren muchas cosas que podríamos hacer –dije tratando de que mi voz sonara un tanto sensual.

–¿Enserio?

–¡Oh, sí! No tienes ni idea de todo lo que tengo en mente para después –dije con una gran sonrisa. Ni te imaginas la tortura que te espera por haberme roto el corazón, Seiya Kou.


avatar
Serenity
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 2586
Edad : 28
Sexo : Femenino

https://www.fanfiction.net/u/2367835/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Serenity el Jue Mar 15, 2012 8:58 pm

La hora del coctel y la cena habían transcurrido sin ninguna novedad, y mientras estoy sentada en la mesa al lado de Seiya, junto con Molly, Mina, Lita y Andrew, Rei y Nicolás, Darién y Michiru, todos conversamos amenamente sobre algunas trivialidades. Mientras tanto, discretamente sigo manteniendo la vigilancia en las personas sentadas a un par de mesas de nosotros, en donde se encuentran los hermanos Black, Neherenia y Kakyuu.

Las luces del salón se atenuaron un poco, mientras Yaten, Taiki y Ami se mantienen en diversos puntos del salón, vigilando todo el lugar junto con el equipo de seguridad del hotel, que se encarga de que todo se mantenga en orden; pero sobre todo, haciendo guardia frente a las puertas que conducen a la exhibición de joyas, custodiando las joyas de cualquier ladrón con antifaz que intente robarlas.

Una mujer alta, de cabello verdoso recogido en un peinado alto y usando un elegante vestido negro se acerco al estrado.

–Buenas noches, damas y caballeros. Mi nombre es Setsuna Meioh y les doy la más cordial bienvenida a esta subasta de joyas.

El lugar se llenó de aplausos ante nuestra anfitriona, que dio un pequeño discurso sobre la importancia y la belleza de todas las piezas a subastar, y como parte de lo recaudado se donaría a una institución de beneficencia, tras lo que iniciaron las pujas por todas las piezas a subastar.

Entre las piezas que se subastaron, estaba el dije de mariposa de topacios rosas que obtuvo Darién al ofrecer una pequeña fortuna, unos pendientes de rubíes que conseguio Rei, una peineta de turquesas y lapislázuli para Michiru, un brazalete de topacios amarillos para Mina. Y por supuesto, un precioso anillo con diamantes y esmeraldas que consiguió Andrew en una reñida puja ante la mirada sorprendida de Lita.

–No lo entiendo, Andrew –pregunto Lita sorprendida –¿Para qué quieres un anillo como ese?

Él no le respondió y simplemente se puso de pie –Antes de que continúe la subasta ¿podrían prestarme todos su atención por un momento?

De inmediato, la atención de todos los presentes se puso en él, e incluso una de las luces del lugar se enfocó solo en Andrew ante la mirada de una ruborizada Lita.

–Te amo, Lita. Sin duda eres una mujer realmente maravillosa y el gran amor de mi vida –dijo Andrew con una gran sonrisa mientras se arrodillaba frente a ella –Lita Kino ¿Quieres casarte conmigo?

Ella asintió con una sonrisa de felicidad –Claro que sí.

Andrew la beso mientras todos los presentes aplaudimos ante la feliz pareja. Es obvio que ellos se aman mucho y van a ser muy felices. Y pensar que ahora se desvaneció la posibilidad de que Seiya y yo…

De repente sentí la mano de mí supuesto marido sobre mi mejilla, limpiándome una lágrima que ni siquiera me había dado cuenta que había escapado de mis ojos.

–No llores en un momento tan bonito como este, Bombón –musito él al inclinarse hacia mí.

–Es de felicidad –dije con mi mejor sonrisa, aunque ahora estoy muy lejos de sentirme feliz –Sabes que me es imposible no llorar ante un final feliz. Y menos a uno de la vida real.

–Lo sé…

Seiya se inclinó un poco más, con claras intenciones de besarme. Pero ni loca voy a permitir que me bese. Sutilmente, gire mi rostro y me uní a las felicitaciones de los demás a la feliz pareja por su compromiso.

–Desde ahora lo aviso, chicos, todos ustedes están invitados a la boda –dijo Lita radiante de felicidad.

–Por supuesto que sí.

–De una vez te digo que yo quiero ser tu dama de honor, Lita –dijo Mina.

–Claro que sí.

–Todavía no empiecen con los detalles de organización para la boda, chicas –dijo Andrew –Lo primero es que tan pronto termine la subasta, pueda ponerte ese hermoso anillo en tu mano, Lita.

–Si, por supuesto –dijo ella emocionada –Pero habrá tantas cosas que hacer para entonces. Tu ya pasaste por esto, Serena, así que me imagino que habrá que preparar muchas cosas para el gran día.

–Pero no te preocupes por eso. Ya tendrás tiempo para elegir todo lo que quieras para tu boda.

–Sí, es verdad…

Mientras tanto, en el estrado, Setsuna proseguía con la subasta. Aunque ninguno de los presentes de nuestra mesa le estaba prestando mucha atención por hablar de la futura boda de Lita y Andrew.

Lo que si note, es que en la mesa en donde están los Black con Neherenia y Kakyuu, mientras Zafiro se ponía de pie y caminaba hacia el baño, la arpía le está diciendo algo que no logro escuchar a Neherenia, porque ambas están volteando hacia aquí. Incluso me pareció por un momento que me estaban mirando a mí, pero al fijar mejor mi atención, me di cuenta que a quien ve la arpía es a Seiya. Al ver de reojo a mi supuesto marido, note que él también la estaba viendo, pero lo simulaba con discreción al beber un poco de su copa de vino. Retire mi mirada de ellos al ver que ambos compartían miradas sin que siquiera parezca importarle a Seiya que estoy sentada a su lado.

–Nuestra siguiente pieza a subastar es esta hermosa pulsera –dijo Setsuna desde el estrado. La imagen detrás de ella mostraba la misma que le señale a Seiya durante la exhibición –Diamantes y zafiros embellecen esta hermosa pieza de 20 quilates, por la cual la puja iniciara en 100,000 dólares.

–200,000 dólares por la pulsera –grito Seiya antes que nadie.

–¿Qué estás haciendo? –pregunte sorprendida inclinándome un poco hacia él.

–¿No es obvio? Estoy tratando de conseguir esa pulsera para ti, Bombón.

–No la quiero.

–Lástima, porque yo si quiero que la tengas.

–El caballero acaba de ofrecer 200,000 dólares –dijo Setsuna –¿Alguien ofrece más?

–250,000 –exclamo una señora del otro lado del salón.

–500,000 –grito Seiya nuevamente.

–¡Basta! ¡Qué no entiendes que no quiero que me des nada! –musite molesta. Lo único que me interesaba de Seiya era su amor, pero si no lo tengo, no quiero nada de él, mucho menos joyas.

–Bueno, pues si no la quieres, Bombón, ya veré a quien se la regalare.

¡Urg! ¡Seguramente le dará esa pulsera a Kakyuu!

Me bebí lo poco que quedaba de mi copa de vino para tranquilizarme. Por más que quiera, aun no debo de descargar mi furia contra Seiya. Ya tendré tiempo para eso después.

Un mesero se acerco a la mesa, llenando otra vez mi copa. Lo mismo hizo con las copas de Michiru y Nicolás mientras la puja por la pulsera seguía y Seiya continuaba ofreciendo dinero por ella. Bebí un poco más de vino mientras el mesero se acercaba a Darién para llenar su copa, pero accidentalmente derramo el vino tinto sobre su camisa.

–Lo lamento mucho, señor –dijo el mesero apenado.

–Descuida, fue un accidente –dijo Darién tomando la servilleta de tela frente a él para limpiarse, mientras se ponía –Si me disculpan…

Darién se fue hacia el baño, intentando limpiar el desastre en el que había quedado la camisa blanca de su esmoquin con el vino. Mientras tanto, parecía que la interminable puja por la pulsera en la que, si alguien ofrecía algo por ella, Seiya ofrecía él doble, finalmente había llegado a su fin.

–La pulsera es para caballero por un millón y medio de dólares –dijo Setsuna con una enorme sonrisa mirando hacia Seiya.

Yo estaba totalmente sorprendida. Sé que la herencia que le dejo su madre a Seiya asciende a mucho más que eso, pero ¿es que acaso está loco para gastar un millón y medio de dólares por una pulsera?

–De nada, Bombón –susurro él inclinándose hacia mi –Guardare la pulsera en una cajita de regalo que te daré en Paris para que la abras cuando tú quieras.

¿Y todavía tiene el descaro de hablarme de Paris cuando me engaña con Kakyuu? ¿Quién se cree que es?

–No creo que eso pase, Amor –dije con una pequeña sonrisa, reprimiendo las ganas que tengo de gritarle que ni loca iré con él a Paris por más que le haya pedido que me acompañara –Si me pongo esa pulsera, me podrían amputar el brazo para robármela y no pienso perder un millón y medio de dólares de esa manera.

–Menos mal que yo estaré a tu lado para protegerte.

Sí, claro. Si ni siquiera le importo proteger mi corazón para no rompérmelo ¿cree que podrá protegerme de que algo malo me pase por culpa de una pulsera que vale una fortuna?

–Nuestra siguiente pieza, es sin duda la más importante de esta noche: el Cristal de Plata –dijo Setsuna mientras una imagen de él aparecía tras ella –Este hermoso diamante de 40 quilates, sin duda tiene una larga historia ya que data del siglo XVII. La oferta inicial por él será de cinco millones de dólares.

–Cinco millones y medio –exclamo alguien unas mesas detrás de nosotros.

–El caballero ofrece cinco millones y medio –dijo Setsuna –¿Alguien ofrece más? ¿Seis millones?

–Seis millones –dijo alguien más al otro extremo del salón.

–¿Es que no vas a ofrecer nada por el Cristal de Plata, Amor? –le pregunte a Seiya. Se supone que en esta puja, si debemos de participar.

–Sí, pero aun no estoy seguro de cuánto. ¿Te parece bien que ofrezca diez millones, Bombón?

–Tú eres quien quiere despilfarrar su fortuna esta noche, así que haz lo que quieras.

Antes de que Seiya pudiera ofrecer cualquier suma por el Cristal de Plata, el sonido de una estridente alarma resonó por todo el salón. Todos los presentes mirábamos hacia todos lados, tratando de averiguar qué era lo que pasaba mientras los guardias de seguridad del evento, al igual que Ami, Yaten y Taiki se dirigían al salón adjunto en donde se encontraban las joyas. Una mirada rápida a Seiya me mostro que está pensando lo mismo que yo: es Tuxedo Mask que está intentando robar las joyas que se estaban subastando hace un momento.

Alce discretamente mi vestido para desenfundar mi arma, lo cual logre hacer, pero antes de que pudiera quitarle el seguro, una densa nube de humo blanco empezó a salir de debajo de las puertas del salón adjunto. Todos los guardias que se encontraban de las puertas, cayeron inconscientes rápidamente mientras el humo se expandía por todo el salón, no solo impidiendo la visibilidad, sino también ocasionando que todo el que lo aspirara quedara inconsciente.

–¡Bombón! –grito Seiya extendiéndome una servilleta de tela, igual a la que él tiene y con la que cubre su nariz y boca.

Rápidamente tome la servilleta cubriendo mi nariz y boca con ella con tal de no desmayarme; misma acción que hizo Molly mientras todos los que estaban sentados en la mesa con nosotros, al igual que las demás personas del resto de las mesas, quedaban inconscientes.

–¿Ami? ¿Me escuchas? –musite, sin quitarme la servilleta de mi rostro, para que me escuchara por medio del micrófono –¿Yaten? ¿Taiki? ¿Alguien me escucha? ¿Logran ver que está pasando?

Nada. No logro escuchar ni una respuesta por parte de los tres. Ni siquiera estoy segura, pero creo que quedaron inconscientes gracias al humo ya que estaban muy cerca de las puertas del salón. Quitándole el seguro a mi arma, me puse de pie junto con Molly y Seiya, y juntos caminamos hacia las puertas del salón de exhibición de joyas.

Apenas y puedo ver algo frente a mí mientras sigo caminando, hasta que logre distinguir que las puertas del salón de exhibición se abrían y una figura rodeada por el humo aparecía tras ellas: alto, usando una larga capa que cubre su cuerpo y un sombrero de copa… Tuxedo Mask.


¡Por fin aparecio Tuxedo Mask! Y si se fijaron bien, practicamente ya les dije quien es nuestro ladrón enmascarado :[SEROMG]: ya que dos de los sospechosos se retiraron del salón de la subasta antes de que iniciara el robo: Zafiro y Darién.

¡Hagan sus apuestas! ¿Quien de los dos creen que este detrás del antifaz del Tuxedo Mask? :[Jujuju]:

Y bueno, mientras averiguamos que pasara con nuestro ladrón de joyas, y si Serena y compañia lograran atraparlo; quien sin duda se las va a ver negras es Seiya [SERMIEDO] y más después de que Serena lo viera con Kakyuu. Ya sabemos como es esta rubia cuando se enoja y el que este conteniendo su ira antes de estallar, no es nada bueno. :[GOTITA]: Pero ustedes que creen ¿realmente Seiya engaño a su Bombón? ¿O todo forma parte de un plan para atrapar a la rata pelirroja?

¡Todo eso lo sabremos el siguiente capitulo!

Me despido por ahora esperando que les haya gustado el capítulo de hoy, como siempre, les pido que no olviden dejar sus comentarios, dudas, quejas o sugerencias que tengan. Muchos saludos para todos y ¡nos vemos en el proximo capitulo!

XOXO
Serenity


avatar
Serenity
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 2586
Edad : 28
Sexo : Femenino

https://www.fanfiction.net/u/2367835/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por chibi chibi moon el Jue Mar 15, 2012 9:26 pm

Me encanto el capitulo
Yo digo que tuxedo mask es zafiro
Y que todo es un plan para atrapar a la rata peliroja
Pero me gustaria mucho que serena lo azotara
Si lo se soy muy sadica pero me gusta
Espero ansiosa el siguiente capitulo
avatar
chibi chibi moon
Alumno
Alumno

Mensajes : 11150
Edad : 17
Sexo : Femenino

http://lilieth-von-bock.tumblr.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por HotaruSakurai el Jue Mar 15, 2012 10:19 pm

aaaaaaaaa eres muy mala
pero bueno tendre que esperar para ver el siguiente capitulo por favor no te tardes mucho en actualizar actualiza pronto mmmmm quien sera?
avatar
HotaruSakurai
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 3130
Edad : 27
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Usagi13 el Vie Mar 16, 2012 12:39 pm

es zafiroooo no hay duda los cimplices diamante y kakyuuuu darien no tiene nada que ver el no arriesgaria a su hija y bueno yo pienso que no era seiya y si lo fue es una trampa para la rastreraaa, pero opino igual que alguien por ahi que lo azote por no contarleeeee arrr actualiza prontoo
avatar
Usagi13
Princesa Fireball
Princesa Fireball

Mensajes : 1323
Edad : 36
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por natu_rw el Vie Mar 16, 2012 9:55 pm

Apenas me llegó el mail avisandome de la actualización, dejé todo de lado y me puse a leer. Ahora te dejo mi comentario.

Noooo Seiya no puede engañar a Serena me rehuso a pensar eso, quizás al qe vio no era él o fue un plan para atrapar a la arpía, pero jamás la engañaría con esa rata, tendría que ser idiota y sé que Seiya no lo es.
Aun así, me hace mucha gracia ver a Serena aguantandose las ganas de gritarle a la cara, esa chica si que tiene valor!
Respecto a Tuxedo Mask, sería muy obvio que fuese Darien no? Así que también pienso que Zafiro es el ladrón de joyas.

Porfa actualiza pronto, me encanta este fic y ya quiero saber cómo se resolverá todo. Gracias por el capitulo
cariños!
avatar
natu_rw
Sailor Inner Scout
Sailor Inner Scout

Mensajes : 180
Edad : 28
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Thaliztar el Lun Mar 19, 2012 3:01 am

amiwa serenity, no tengo mucho tiempo para poder expresar lo ke me haces sentir al leer esta maravillosa historia (mi favorita) con cada capitulo nuevo ke publikas, esto es x motivos de trbajo y demas...mira yo me kede en el cap 15, tengo ke actualizarme con el 16 y 17.
En vdd con tu historia tengo muchos sentimientos encontrados lo resumire: ameee la reconciliacion de sere y seiyaa!! aunke me choca que la tonta aun siga dudando de lo ke realmente siente,,y aparte la zo$%& de kakyu sigue haciendo de las suyas!!! y muero por saber kien realmente es tuxedo mask ..pero mega por supuesto AMOOOOOO Y DISFRUTO AL MAXIMO las escenas candentes de nuestra pareja favorita..como por ejemplo el cap de "bajo la luna" puufff!!! lo amee! simplemente no puedo pedir mas...es PERFECTA!!!
amiga lore, te prometo ke me actualizare de los ultimos 2 caps ok? yo te dije ke soy tu FAN NUM 1...y el hecho de ke no te publike mis comentarios no kiere decir ke no lo leo ok?, lo ke pasa es ke yo los leo a traves de la otra pag donde tambn publikas tus historias, porke asi las puedo leer mejor y de corrido!!!

solo ke como sugerencia si kisiera ke estuvieras mas al pediente de loS comentarios ke tus fans (obvio yo la 1° te publikamos)

sabes ke se te aprecia muchoo!! y por supuesto SEGUIRE PENDIENTE HASTA EL FINAL con mi historia preferida!!!!!!!!!!
avatar
Thaliztar
Reina Serenity
Reina Serenity

Mensajes : 2463
Edad : 29
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por seiya-bombon el Lun Mar 19, 2012 8:34 pm

Q??nooo?? como eres tan mala para causarnos esa sensacion de amor y coraje al mismo tiempo no seiyaa de esta no se salva como se atreve pero se me esta haciendo muy sospechosa la actitud de seiya con kakyuu esa maldita &%%$%$#$# y por lo visto darien le sabe algo espero se lo diga a sere y sobre kien es toxido mask espero por el bn de rini q sea zafiro hahah aparte si mi darien hiciera algo asi seria porq esta amenazado no encuentro otra explicacion pero en seiya kou ya no confio HAHAHA actualiza prontoo
avatar
seiya-bombon
Sailor Scout
Sailor Scout

Mensajes : 65
Edad : 26
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Hinamori Amu el Miér Mar 21, 2012 10:40 pm

hay por dios mañana seguro me matan por no hacer la tarea pero tu fan fic me obsesiono tanto que seguro no duermo hasta leer el proximo capitulo asi que no tardes que de porsi ya llevo varias noches sin dormir jaja me encanta eres una diosa en esto espero que solo sea un plan de seiya que aunque sea una historia mi corazon esta roto en mil pedazos ademas soy seiya en el juego del rol imaginate como esta seiya en el rol por leer lo que dijo serena no no no jaja bueno espero la actualizacion
avatar
Hinamori Amu
Sailor Inner Scout
Sailor Inner Scout

Mensajes : 106
Edad : 19
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por lucero4223 el Miér Mar 21, 2012 11:29 pm

sabes cada dia me sorprende mas tu fan fic lo amo es sorprendente espero la actualizacion y que seiya y serena se reconcilien kakyu es una ·%·%·$··"%$// nadamas por que no lo puedo decir en el foro ni en ninguna parte pero esque kakyuu ya me callo mal por favor que sea solo un plan de seiya por favor y espero el ladron sea zafiro si no pobre rini
avatar
lucero4223
Reina Serenity
Reina Serenity

Mensajes : 1611
Edad : 19
Sexo : Femenino

http://luzdelunallena.foroactivo.com

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Serenity el Jue Mar 29, 2012 1:22 am

¡Hola!

¡Mil gracias a todos por sus comentarios! Andale ¡Me alegra enormemente que les gustara el capítulo anterior!

Sin duda estan muy parejas sus opiniones sobre si Tuxedo Mask es Darién o Zafiro, pero bueno, ya muy pronto sabremos más de nuestro ladrón con antifaz, y sobre todo, que es lo que esta pasando con Seiya ¿engaño a Serena o es plan para arrestar a la rata pelirroja? Eso y más lo sabremos en el capitulo de hoy.

¡Ah! Pero antes de pasar al capitulo, durante una escena muy importante escucharemos una canción Turning Page de Slepping Al Last, así que sin duda escuchenla porque le dara un toque muy especial al capitulo. Ya veran porque...

avatar
Serenity
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 2586
Edad : 28
Sexo : Femenino

https://www.fanfiction.net/u/2367835/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Serenity el Jue Mar 29, 2012 1:27 am

Capitulo 18
Tuxedo Mask


–¡Alto allí!

Tuxedo Mask volteo a vernos, sorprendido de que Molly, Seiya y yo no quedáramos inconscientes como los demás. Supongo que creyó que había dejado a todos dormidos con ese humo y esperaba que nadie lo atrapara. Mala suerte para él de que no haya sido así.

Corrí a toda prisa hacia él, quien atravesó rápidamente el salón dirigiéndose a la cocina del lugar al ver que sus planes no salieron como esperaba. Molly, Seiya y yo corrimos detrás de él, abriéndonos paso entre las personas inconscientes del salón y el denso humo que disminuye nuestra visibilidad.

–¡Cierra el hotel, Haruka!–grite para que me escuchara por el audífono –¡Que nadie entre o salga! ¡Hay que impedir que Tuxedo Mask salga del Caesars!

Lo seguimos hasta la cocina, en donde el personal de servicio estaba inconsciente en el suelo ya que el humo también llego hasta aquí, pero había mucha mejor visibilidad en el lugar que en el salón principal. Logre ver a Tuxedo Mask al final de la cocina, escapando por una puerta que había en el fondo. Los tres corrimos hacia allí, llegando a un amplio corredor de paredes blancas que conducía en dos direcciones distintas, pero en ninguna lográbamos ver a ese ladrón.

–¡Seiya, vete con Molly a la derecha! ¡Yo iré a la izquierda! ¡Deprisa!

Sin darles tiempo de decir nada, corrí por el lado izquierdo del pasillo, esperando que con un poco de suerte Tuxedo Mask haya venido por esta dirección y pueda alcanzarlo. Di vuelta a la derecha al final del pasillo y fue entonces que me di cuenta de que Seiya había venido corriendo detrás de mí en cuanto me alcanzo.

–¡Te dije que te fueras con Molly!

–¡No voy a dejarte sola contra ese sujeto, Bombón!

Seguimos corriendo y dimos otra vuelta al llegar al final del pasillo, esta vez a la izquierda, y fue entonces que vimos a Tuxedo Mask a unos metros más adelante de nosotros.

–¡Detente! –grito Seiya soltando un disparo.

La bala no le dio a Tuxedo Mask, quien rápidamente desapareció de nuestra vista al dar una vuelta a la izquierda a la mitad del pasillo. Cuando Seiya y yo llegamos al punto en donde ese ladrón desapareció de nuestra vista, vimos que había un elevador de servicio y unas escaleras a un costado.

–¿Escaleras o elevador?

–¡Escaleras! –grito Seiya subiendo rápidamente los escalones –¡Ve en el elevador, Bombón! ¡Te veo arriba!

Sin perder más tiempo, presione el botón del elevador y sus puertas se abrieron de inmediato. Una vez dentro del cubo, presione el botón del último piso mientras las puertas se cerraban y comenzaba a subir. De acuerdo a todos los reportes de los anteriores robos de Tuxedo Mask, ese sujeto ha usado las azoteas de los lugares en donde ha aparecido para poder escapar y sin duda también intentara escapar por ahí esta vez. Con un poco de suerte, podré llegar a la azotea antes que Seiya y detener a ese ladrón.

Cuando las puertas del elevador se abrieron al llegar al último piso, salí deprisa del cubo y me dirigí a las escaleras que dan acceso a la azotea, logrando ver como una capa negra desaparecía tras la puerta de la azotea. Subí a toda prisa el pequeño tramo de escaleras que me separaba de la puerta, la abrí rápidamente e ingrese a la azotea. Vi a Tuxedo Mask de pie a pocos metros de la orilla, dándome la espalda.

–¡No te muevas! –grite mientras avanzaba hacia él, sosteniendo mi arma con ambas manos apuntando hacia él –Si no quieres que dispare, es mejor que te quedes donde estas y pongas las manos donde puedas verlas.

–¿No te parece que esta noche es muy hermosa al igual que tú, Serena? –dijo él con un tono de voz muy grave, pero a la vez suena un tanto artificial. Creo que lleva un aparato para cambiar su voz, ya que no logro reconocer que esa voz sea de alguno de los sospechosos.

–¿Crees que diciéndome eso evitaras que te arreste?

–Supongo que no… pero jamás imagine que fueras tú a arrestarme cuando llegara el momento. ¿Eres policía?

–No exactamente. Digamos que soy alguien que lucha por el amor y la justicia –dije acercándome más de él –Levanta las manos donde pueda verlas. No intentes hacer nada si no quieres que te dispare.

Tuxedo Mask lentamente alzo las manos, manteniéndolas en alto, sobre su cabeza. Me acerque un poco más a él, manteniéndome como a un metro de distancia de él sin dejar de apuntarle con mi arma. Despacio, lo empecé a rodear manteniendo mi distancia mientras él se mantiene quieto, con lo que logre observarlo con mayor detenimiento. Está vestido impecablemente de smoking, junto con su larga capa negra, antifaz y sombrero de copa. Tiene el cabello corto de color negro, 1.90m de estatura, de espalda ancha, tez clara y una penetrante mirada de un azul profundo.

–Tengo a Tuxedo Mask. Repito. Tengo a Tuxedo Mask –dije con firmeza para que me escucharan los chicos por el micrófono –Me encuentro en la azotea del Caesars. Envíen personal de apoyo.

–¡Bien hecho, Tsukino! –exclamo Luna feliz por medio del audífono –En este momento enviamos un par de agentes a tu posición.

–Entendido.

–No tienes ni idea del gran error que estás cometiendo.

–¿Ahora me vas a decir que eres inocente? Deberías ser más original, porque eso es lo que todos los criminales siempre dicen –dije acercándome un poco más a él.

–Sé que tendré que enfrentarme a la justicia por lo que he hecho. Pero yo solo soy el títere de personas muy poderosas que están detrás de mí.

–¿Personas como Kakyuu Murayama?

Tuxedo Mask me miro sorprendido –Parece que sabes más de lo que imaginaba.

–En realidad, aún hay muchas cosas que ignoro sobre lo que has hecho, pero ya me dirás todo cuando estemos en el cuarto de interrogatorios. Ahora, lo único que me interesa saber es quien está detrás del antifaz.

Alce mi mano izquierda lentamente hacia su rostro sin dejar de apuntarle con mi arma, enfrentándome a su intensa mirada de un azul muy profundo que estoy segura que he visto antes, pero no logro recordar en quien. Estaba a punto de retirarle el antifaz cuando de repente se escuchó que se abría la puerta de la azotea de golpe. Un segundo después, se escuchó un disparo y Tuxedo Mask soltó un gemido de dolor mientras sostenía su hombro derecho con su mano.

–¡Aléjate de ella! –grito Seiya acercándose rápidamente a nosotros.

–¡Idiota! ¡Ya tenía la situación bajo control! –grite molesta. ¿Cómo se le ocurre disparar así nada más?

–Perdóname por preocuparme por ti, Bombón. Pero descuida que no te quitare la gloria por haber atrapado a este sujeto –dijo él con una sonrisa –¿Estás bien?

–Lo estaría si ya no tuviera que verte.

–En ese caso, creo que puedo ayudarte.

Mire a Tuxedo Mask confundida por lo que dijo. Y antes de que pudiera darme cuenta, me tomo de la cintura y me arrastro con él hacia la orilla de la azotea, saltando conmigo en sus brazos hacia el vacío.

–¡Seiya!

–¡Bombón!

El grito de Seiya, con una angustia y preocupación que nunca había escuchado en su voz, resonó en mi cabeza de una manera estrepitosa mientras lo miraba por última vez estando en la orilla de la azotea, viendo con desesperación como caía al vacio. Iba a morir por culpa de un loco ladrón que me arrastro con él a una muerte segura y no pude decirle a Seiya que lo amaba, que en mis últimos momentos lo perdonaba por todo y que lo que más deseaba era tener una oportunidad de volver a estar con él para decirle que lo amo.

–¡Sujétate fuerte, Serena!

Tuxedo Mask, ignorando el dolor en su hombro, me estrecho con fuerza hacia él con su brazo izquierdo mientras que con su otro brazo tomo un extremo su capa, que repentinamente se extendió como si fuera una especie de paracaídas, logrando así hacer más lenta nuestra caída. Le rodee el cuello con mis brazos, sujetándome a él con fuerza para no caerme mientras volábamos entre las brillantes luces de los hoteles de la ciudad, alejándonos del Caesars.

Aterrizamos unos momentos después en un callejón a un costado de Las Vegas Boulevard, a unas calles del Caesars Palace. Tuxedo Mask me soltó para apoyarse contra una pared y volvió a sujetarse el hombro derecho con la mano, tratando de contener el dolor que sentía gracias a la herida que le hizo Seiya. Pero parecía en vano ya que logre ver un pequeño rastro de sangre correr por su mano mientras se sentaba en el piso.

–Descuida, pronto estarás bien. Pediré que envíen una ambulancia para que atiendan tú herida… ¿Haruka? ¿Me escuchas? –la llame para que escuchara sin que me respondiera, además escucho mucha interferencia en mi audífono.

–En vez de una ambulancia, preferiría que me dejaras ir –dijo él con un pequeño rastro de dolor en la voz.

–Lo siento, pero eso no va a pasar.

Me acerque a él y me arrodille a su lado, dejando mi arma a mi lado. Rasgue la parte inferior de mi vestido, retire la mano de su hombro para ver la herida, tras lo que puse la tela sobre su herida para tratar de contener su hemorragia mientras mis manos también se manchaban de sangre.

–Creo que la bala quedo enterrada dentro de tu hombro, pero no es tan grave como parece. Vas a estar bien.

–Sabes mucho sobre heridas de bala…

–He estado en medio de muchas de ellas –respondí haciendo presión sobre su herida.

–Perdón que te lo diga, Serena… pero tu esposo es un idiota por dispararme.

–Sí, ya lo sé. Es un idiota por eso y por muchas razones más… Aunque creo que los dos están en la misma categoría, ya que me llevaste contigo a lo que casi fue una muerte segura.

–No fue así. Tú dijiste que no querías ver a Seiya y simplemente te ayude… No pienso hacerte daño.

–Eso espero porque tengo muchos planes que quiero realizar –Como matar a Seiya por romperme el corazón, por ejemplo –¿Haruka? ¿Luna? ¿Me escuchan? –los llame nuevamente por el micrófono sin éxito alguno –¿Crees que puedas soportar el dolor y caminar?

–No lo sé… me duele mucho el hombro y no sé qué tan recomendable es mover a un herido de bala…

–Ok. Entonces esperaremos a que vengan los refuerzos a buscarnos.

Solo espero que sepan en donde estamos rápido gracias al microchip de la argolla que llevo en mi mano. Alce nuevamente mi mano para retirarle el antifaz a Tuxedo Mask, pero me lo impidió al sujetarme de la muñeca rápidamente.

–Si no te importa… preferiría mantener el misterio un poco más –dijo liberando mi brazo.

–Tarde o temprano voy a saber quién está detrás de ese antifaz. Y honestamente tengo curiosidad por ver al rostro detrás de Tuxedo Mask.

–Ya me has visto sin el antifaz muchas veces desde que nos conocimos, Serena…

–Eso parece ya que me llamas por mi nombre.

–¿Y ese es realmente tu nombre? ¿Serena? –pregunto él con curiosidad –Lo pregunto porque todo lo que creía saber de ti está en duda ya que por lo que veo, no eres diseñadora de joyas y tampoco policía… ¿eres alguna clase de agente secreto?

–Soy yo quien debe hacerte a ti las preguntas, no al revés… Y si, mi nombre es Serena.

–¿Serena, qué? ¿Serena Kou? ¿O Serena Tsukino?

–¿Por qué crees que mi apellido es Tsukino?

–Digamos que me entere que ese era tu apellido de soltera, pero como estás casada… ¿O Seiya no es tu esposo? ¿Él también es un agente secreto?

–Si quieres saber cosas de mí, responde a mis preguntas. Yo ya te dije cual es mi nombre, ahora tú dime ¿en donde están las joyas que robaste esta noche de la subasta?

–No lo sé… No las tengo.

–¿Y así quieres saber si estoy casada con Seiya? Las cosas no van a funcionar entre nosotros si sigues así. De nada te va a servir ocultarme las cosas, eso solo va a empeorar tu situación. Si cooperas conmigo y me dices quiénes son tus cómplices, es posible que tu condena no sea tan severa.

–Créeme que lo que más quiero es que se haga justicia… porque yo no soy el villano de esta historia.

–¿Entonces quien lo es? ¿Kakyuu? –pregunte sin obtener ninguna respuesta de su parte –Si quieres que te crea, tienes que ayudarme y decirme la verdad. Si dices que no eres el villano en todo esto ¿entonces quien lo es? ¿Quiénes son esas personas poderosas que mencionaste antes?

–No puedo decírtelo por más que quiera. Esas personas son demasiado peligrosas y podrían matarte si se enteran que te he dicho algo.

–No va a ser así, y no tienen porque saber lo que me has dicho. Si realmente es cierto, tienes que decirme la verdad para que pueda detener a esas personas a las que te refieres. Solo así puedo terminar con todo esto.

Tuxedo Mask me miró fijamente por tanto tiempo, y sin decir ni una sola palabra, por lo que me empezó a parecer una eternidad mientras a lo lejos se logran escuchar el sonido de las sirenas de la policía. Él metió su mano dentro del saco de su smoking. De inmediato tome mi pistola, y apunte a su pecho.

–Ni siquiera se te ocurra intentar algo para escapar. La policía llegara en cualquier momento.

–Lo sé, y descuida, ya dije que no te voy a hacerte daño –dijo él retirando su mano de su saco, sacando una rosa roja que extendió hacia mi –Una mujer tan hermosa como tu debería de llevar flores, y no armas.

–Dándome una rosa no harás que olvide que quiero saber toda la verdad sobre ti.

–No… pero al menos me darás la oportunidad de escapar.

Antes de que me hubiese dado cuenta, de la rosa salto una dulce y tenue fragancia que me empezó a marear, haciéndome sentir que todo daba vueltas a mí alrededor. Tuxedo Mask me recostó lentamente en el suelo, dejando la rosa a mi lado.

–Te diré todo lo que quieras saber, pero no aquí ni ahora. Te buscare después para decirte toda la verdad, Serena… Solo tú podrás ayudarme a hacer justicia.

Intente incorporarme, pero me parece imposible ya que me siento muy débil y mareada, lo último que logre ver fue el rostro de Tuxedo Mask cerca de mi antes de que quedara inconsciente…
avatar
Serenity
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 2586
Edad : 28
Sexo : Femenino

https://www.fanfiction.net/u/2367835/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Serenity el Jue Mar 29, 2012 1:37 am

Desperté al sentir unas brillantes luces sobre mis ojos, parpadee un par de veces tratando de acostumbrarme a la luz para saber en dónde estoy. Es una habitación sencilla de paredes blancas, hay una ventana con persianas que me muestra que aun es de noche, mientras yo estoy recostada en una cama de hospital. ¿Por qué estoy en el hospital? No me duele nada, pero aún así me siento algo desorientada y me empieza a molestar un constante pitido que escucho no muy lejos de mí.

Voltee y vi a Seiya sentado a mi lado, con una marcada preocupación en todo el rostro. No estoy segura de si me alegro de verlo o quiero que se vaya de aquí en este mismo instante después de lo que me hizo. Solo sé que pese a todo, me siento algo tranquila de verlo a mi lado después de tan agitada noche.

–Seiya…

–¡Bombón! Jamás me había alegrado tanto de verte despertar –dijo él acariciando mi rostro –Me hubiera muerto si te hubiera perdido para siempre.

–¿Qué me paso? ¿Por qué estoy aquí? –pregunte mientras me sentaba en la cama.

–Molly y yo te encontramos inconsciente en un callejón a unas calles del Caesars. Tenías las manos manchadas de sangre.

–No era mía, sino de Tuxedo Mask. Estaba sangrando por el disparo que le diste…

–Lo sé… ¿Te hizo algo, Bombón?

–¿Además de saltar conmigo de un edificio de casi 20 pisos y dormirme con una rosa? No, no me hizo nada… ¿En dónde está? ¿Lo están interrogando?

Seiya dio un largo suspiro mientras negaba con la cabeza –Lo que importa es que estás bien. Te tomaron una muestra de sangre y te hicieron varios estudios para asegurarse de que ese sujeto no te haya hecho nada malo.

–Ya te dije que él no me hizo daño. Solo me dio una rosa, debía de contener algún químico o algo que entro en mi sistema porque al olerla, hizo que me quedara inconsciente… Por favor, dime que el FBI tiene en custodia a Tuxedo Mask.

–Escapo… estabas sola cuando te encontramos.

–¿Qué? –musite sorprendida –¡No! ¡No pudo haber escapado! Él está herido y sangrando demasiado, no pudo haber ido demasiado lejos… ¡Todo esto es tu culpa, Seiya! ¡Si no hubieras tratado de hacerte el héroe al dispararle cuando llegaste a la azotea, él no hubiera intentado escapar! ¡Yo ya tenía todo controlado!

–Bien, cúlpame de todo lo que quieras si eso te hace sentir mejor, pero no te alteres que no te hace bien. Llamare a una enfermera para que te de un sedante.

Se puso de pie y se inclino sobre la cama para besarme, pero gire mi rostro impidiéndoselo, totalmente molesta. Seiya dio un largo suspiro de frustración.

–Voy por la enfermera –dijo él besando mi mano, tras lo que se dirigió hacia la puerta.

–No necesito ninguna enfermera. Lo único que quiero es que te vayas. No quiero verte.

–Bombón… –musito con ese tono de no discutas conmigo. Pero ni crea que voy a seguir callada por más tiempo.

–¿Es que acaso crees que soy estúpida? ¡Ya sé que me estás engañando con la arpía de Kakyuu!

Seiya se detuvo en el umbral de la puerta dándome la espalda. No se volteo para verme.

–Este no es ni el lugar ni el momento para hablar de eso –dijo él con seriedad –En un rato más tendremos que dar nuestra declaración de lo que paso esta noche, ya sea que el doctor te de alta y vayamos a las oficinas del FBI, o venga Tenoh a hablar con nosotros.

–¡Ahora vamos a hablar de esto, Seiya! ¡No voy a seguir soportando que me trates como a una idiota! ¡De mi nadie se burla dos veces!

–Grita todo lo que quieras, pero no vamos a discutir este asunto ahora.

–¡No quieres discutirlo porque eres un maldito miserable! ¡Te odio, Seiya!

Él ni siquiera volteo a verme, simplemente salió de la habitación. En cuanto me quede sola, solté un sollozo mientras un par de lágrimas caían por mis mejillas. Respire profundamente, tratando de controlarme para no empezar a llorar de verdad, porque sé que si empiezo, ya no podré detenerme. Mucho menos ahora que siento que todo se está yendo por la borda: mi relación con Seiya ya no tiene futuro, ese infeliz de Tuxedo Mask se escapó… ¿Cómo fue posible que ese sujeto se me escapara así cuando ya lo tenía y estaba a nada de ir tras las rejas?

¡Qué desastre de noche! No quiero ni pensar en que más podría salir mal.

Un rato después regreso Seiya junto con un doctor que me hizo un chequeo general para asegurarse que me encontraba bien; durante el cual Seiya se mantuvo en silencio a un costado de la puerta –ya que el doctor creía que se trataba de mi esposo– mientras él observaba como revisaban que mis signos estuvieran en orden.

El doctor finalmente autorizo que me dieran de alta. Mientras Seiya se encargaba de los papeles de mi salida, yo me cambie de la horrible bata de hospital para volver a ponerme el vestido negro que traía durante la subasta, aunque claro, se le nota en la parte inferior la rasgadura que le hice para tratar de contener la hemorragia de Tuxedo Mask. Y pensar que pese a todo, ese sujeto se me escapo. Pero a como dé lugar lo atrapare y no podrá escaparse de mi dos veces.

Mientras terminaba de arreglarme, volví a colocarme nuevamente mi argolla, pero no me volví a poner el dije. Ese dije representaba tantas cosas para mí, y creí que para Seiya también, pero solo eran falsas esperanzas e ilusiones que me volví a formar como una tonta. Ya debería de haber aprendido que no existe ni existirá un futuro en el que Seiya y yo estemos juntos. Y ahora más que nunca, quisiera que esta misión terminara de una buena vez para que nunca más tenga que ser la señora Kou y poder mantenerme lejos de él para siempre.

–Acaba de llegar Ami por nosotros. Va a llevarnos a las oficinas del FBI para tomar nuestra declaración.

Ni siquiera le respondí a Seiya, simplemente tome mi bolso y me acerque a él extendiéndole el dije.

–Creo que esto te pertenece, Kou.

Seiya puso su mano sobre la mía, cerrando mi mano en un puño.

–Ese dije es tuyo, Bombón. No tienes por qué regresármelo –dijo dando un suspiro –Mira, entiendo que estés enojada, pero…

–Ni te esfuerces en decir nada –dije interrumpiéndolo –Tú mismo lo dijiste: este no es ni el lugar ni el momento para hablar de esto. Y menos cuando Ami nos está esperando.

Separe mi mano de la suya, dejándole el dije y salí de la habitación sin siquiera mirarlo. Aunque escuche sus pasos detrás de mí mientras salíamos del hospital. A la entrada del hospital, estaba una camioneta negra en la cual Ami nos esperaba, a la que subimos tras haberla saludado y finalmente nos pusimos en marcha.

Seiya y yo nos mantuvimos en silencio durante el camino: yo evitando verlo, y él volteando para verme cada tanto, o al menos eso me pareció cuando de repente me atrevía a verlo por el rabillo del ojo. La tensión entre nosotros era evidente, y creo que Ami la noto ya que nos volteaba a ver por el espejo retrovisor de vez en cuando. Supongo que debe creer que ya confronte a Seiya por lo que me hizo.

–Me alegra ver que estás bien, Serena –dijo ella hablando después de un rato de un tenso silencio –¿Te hizo algo Tuxedo Mask?

–Solo hacer que me quedara inconsciente como los demás en el salón de la subasta... ¿Yaten, Taiki y tú están bien?

–Sí, nada de qué preocuparse. Aunque es increíble que nos tomara por sorpresa al dormirnos a todos con ese humo. Hay que reconocer que ese ladrón es muy hábil. En verdad que es una lástima que se haya escapado.

–Vas a ver que dentro de poco lo vamos a capturar. Nadie puede burlarse de mi dos veces.

Seiya, que note por el rabillo del ojo que me estaba mirando, suspiro profundamente y dirigió su vista hacia la ventanilla de la camioneta, observando las calles por las que pasábamos sin decir ni una palabra. Ami, por su parte, me dirigió una mirada a través del espejo retrovisor, como diciéndome que no sea tan dura con él. Algo que me parece totalmente imposible por todo el dolor que él me está haciendo pasar.

Unos minutos después llegamos a las instalaciones del FBI, en donde sin duda había un gran ajetreo para ser la mitad de la madrugada: muchos agentes iban y venían por los pasillos, viendo a algunos de los asistentes a la subasta, incluyendo a Molly, Michiru y Darién quienes nos saludaron a Seiya y a mí rápidamente, mientras esperaban en la sala de espera su turno para dar su declaración de lo ocurrido esta noche.

Cuando pasamos enfrente de ellos, de repente Seiya me tomo de la mano mientras seguíamos a Ami por los pasillos de las oficinas. Mi primer impulso fue retirar la mano para que no me tocara, pero no lo hice. Me guste o no, tenemos que seguir manteniendo la fachada de recién casados mientras continuemos con esta misión.

–Por aquí, por favor.

Ami nos abrió la puerta de una oficina pequeña al final de un largo pasillo, solo una mesa rectangular con su silla principal y dos más del otro lado, un archivero y un librero conforman el mobiliario del lugar cuya ventana muestra una gran vista de la ciudad. Seiya y yo entramos en la oficina, mientras que Ami se quedo en el umbral de la puerta.

–¿Quieren un café, agua, o alguna otra cosa?

–No, gracias.

–Bien. Esperen aquí, en unos momentos se les tomara su declaración de lo ocurrido.

–¿No vas a hacerlo tú, Ami? –pregunto Seiya.

–No. Luna pidió hacerlo ella personalmente.

–¿Luna? –musite sorprendida. Y yo que esperaba que esta noche no se pusiera peor.

Para que Luna quiera hablar directamente con nosotros es que las cosas no están nada bien. Debe estar molesta por lo que paso con Tuxedo Mask. Algo me dice que debería de olvidarme de mi posible ascenso como jefa del área de inteligencia.

–Si. En este momento está en una reunión con Artemis, pero vendrá tan pronto como pueda a hablar con ustedes.

Ami se retiro cerrando la puerta tras de sí. Me senté en una de las sillas, dejando mi bolso de noche frente a mí sobre la mesa, mientras Seiya se mantenía de pie a pocos pasos detrás de mí.

–Bombón…

–No me digas así. Y no quiero que me llames, Bombón –dije con firmeza sin voltear a verlo.

–Así te seguiré llamando siempre porque tú eres mi Bombón.

–Pues me parece que eso no es cierto, porque yo no soy de nadie y mucho menos tuya.

–Si lo eres –replico él acercándose a mi lado. Se asentó en la silla a mi costado y tomo mi rostro entre sus manos, haciendo que volteara a verlo –Has sido mía desde que nos conocimos, desde aquel primer beso que compartimos, desde la primera vez que te dije que te amo, desde la primera vez que hicimos el amor. Eres tan mía como yo soy tuyo. Nos pertenecemos el uno al otro.

–Eso no es cierto –replique poniéndome rápidamente de pie –Si así fuera, nunca me habrías traicionado como lo hiciste.

–¿Eso es lo que crees? –pregunto él mientras se levantaba –¿Tan poco me conoces como para que pienses eso de mi?

–Empiezo a creer que ni siquiera te conozco. Ya no sé ni quién eres.

–Por si no te has dado cuenta aún ¡Soy el hombre que te ama!

Seiya me tomo rápidamente entre sus brazos, uniendo sus labios con los míos. Empecé a forcejear con él, pegándole en el pecho para que me soltara, pero entre más luchaba, más me estrechaba hacia él y me besaba con mayor insistencia. Intente resistirme lo más posible, pero esa parte de mi que lo ama empezó a hacerse mucho más fuerte que la otra parte de mi que lo odia y para cuando me di cuenta, ya estaba correspondiendo a su beso.

¿Por qué siempre que me besa, hace que mis resistencias hacia él desaparezcan? Un beso no va a curar todo el dolor que siento por su culpa. No puedo ser tan débil. No puedo permitirme caer otra vez bajo sus encantos.

Rápidamente, con las manos apoyadas contra su pecho, lo empuje para apartarlo de mí. Le di una cachetada con todas mis fuerzas, dejándole la mejilla roja por el impacto.

–¡No vuelvas a hacer eso!

–¿Es que no entiendes que te amo, Bombón? ¡Casi te pierdo esta noche por culpa de ese maldito de Tuxedo Mask, así que no estoy dispuesto a perderte otra vez en una sola noche!

–Me perdiste en el momento en que decidiste engañarme con Kakyuu.

–Otra vez esa rata pelirroja –dijo él con fastidio –¿Qué rayos fue lo que te dijo esta vez para que ni siquiera quieras escucharme?

–No tuvo que decirme nada. ¡Yo misma te vi besándote con ella en el baño de hombres durante la subasta! –exclame furiosa –¿Quién te crees que eres para lastimarme así de esa manera? Esta tarde me hiciste el amor mientras me repetías un millón de veces que me amas y unas horas después te estás besando con esa arpía ¿A qué crees que estás jugando, Seiya?

De repente su rostro ni su mirada me mostraron expresión alguna, simplemente me miro sin decir ni una sola palabra.

–¡Maldita sea, respóndeme! ¿Te diviertes burlándote de mí junto con Kakyuu? ¿Es que para ti simplemente soy la tonta de tu juguete sexual?

El silencio se hizo nuevamente entre nosotros, mientras lo miraba con furia esperando que de su boca saliera cualquier cosa, pero él simplemente sigue allí parado sin decir nada.

–¿Es que acaso no piensas decir nada?

–¿Y qué quieres que diga, Bombón? –dijo en un tono indiferente –Tú ya dijiste todo. Obviamente no vas a escuchar nada de lo que te diga… y honestamente me da igual lo que pienses de mí. Estoy harto de que nunca pueda razonar contigo.

–¿Y por eso me lastimaste de la peor manera al engañarme con Kakyuu? –pregunte indignada ante lo que me estaba diciendo.

–Lo único que importa es que empiezo a creer que nuestro momento pasó. No voy a negar que hemos vivido buenos momentos, pero… no tenemos futuro –dijo él con una fría indiferencia –Ni siquiera sé porque te dije que iba a ir contigo a Paris, cuando es obvio que a la larga esta relación nos va a destruir a ambos. Creo… creo que es mejor que cada quien continúe con su vida lejos del otro.

De repente sentí que me costaba respirar. Quería llorar con todas mis fuerzas. Cada una de sus palabras me duele más que el recuerdo de haberlo visto con la arpía hace unas horas. ¿En donde quedo el Seiya que me amaba? ¿El que hace solo unos momentos decía que era suya y que no quería perderme? Esto no tiene sentido, a menos que…

Mi corazón, mi tonto y necio corazón, latió como loco tratando de aferrarse a una esperanza, a algo que no quería ver porque estaba cegada por el dolor y el enojo. Todo esto debe de formar parte de algún plan de Seiya. Es la única explicación lógica a todo esto, pero lo que no entiendo es porque está intentando alejarme de él.

–No, no… Estás mintiendo. Tú no quieres terminar conmigo... Me amas, Seiya.

–No hagas esto, Bombón. No vale la pena –dijo él con esa misma actitud indiferente. Esquivo mi mirada y camino hacia la ventana, como si de repente allí hubiera algo más interesante –¿Qué caso tiene seguir con esta relación? Un minuto nos estamos gritando, casi odiándonos a muerte y al siguiente… –musito dando un suspiro –Que importa ya. Esto no está funcionando. Yo quiero en mi vida cosas que tú no me puedas dar.

Me quede totalmente sorprendida ante esto último. Después de todo lo que hemos pasado recientemente ¿Lo dice enserio?

–Si eso piensas de lo nuestro ¿entonces porque me dijiste que querías cumplir la promesa de tener un hijo conmigo? ¿Y me llevaste a una capilla después de que me sacaras de la cárcel porque querías que nos casáramos? A mí me parece que todo eso dice que en verdad quieres que sea tu esposa, que sea la madre de tus hijos… ¿O es que ya no quieres que sea así?

Se hizo el silencio entre nosotros, Seiya ni siquiera volteo a verme y mucho menos me respondió.

Bueno, si quiere seguir con esa odiosa actitud indiferente, tendrá que soportar todo lo que le diga hasta que logre que me diga que es lo que realmente está pasando y porque repentinamente quiere alejarme de él.

–¿Sabes? Yo si esperaba que en un futuro no muy lejano fuese de verdad la señora Kou… Incluso tuve un sueño en el que vi nuestra vida juntos: llevábamos como diez años de casados, teníamos los tres niños más guapos del mundo: Sei, Kenji y Timmy. Y debo agregar que nuestros hijos tenían muchos rasgos de los dos, pero sin duda sobresalían los tuyos, además yo estaba embarazada de nuestro cuarto hijo. Teníamos una familia grande tal como querías, y un perro como yo tanto anhelaba, una linda casa, trabajábamos juntos… No importaba si un minuto estábamos discutiendo porque se nos hacía tarde porque al siguiente nos besábamos como si nada hubiera pasado. Éramos felices en esa vida, Seiya, más felices de lo que alguna vez hemos sido. Me encantaría algún día tener esa vida ¿O a ti no?

Nada. Ni una sola palabra de Seiya. Di un largo suspiro para tranquilizarme. Esto no está saliendo como esperaba ya que parece dispuesto a dejarme ir sin importar nada.

–Si ya no te importan todos esos sueños de la vida que alguna vez imaginamos tener, quiero que me mires a los ojos y me lo digas. Dime que ya no me amas, Seiya.

Dio un largo suspiro aun sin voltear a verme –¿Por qué tienes que hacer las cosas tan difíciles? ¿Por qué no aceptas que no quiero estar contigo?

–Porque a pesar de estar furiosa contigo por haberte visto con Kakyuu, te conozco más de lo que quisiera para saber que estás mintiendo para alejarme de ti. Lo que aun no termino de comprender es porque.

–Porque te amo, Bombón –dijo él volteando a verme, con una pequeña sonrisa y una mirada que muestra tanto, o incluso más dolor del que yo siento por dentro. Suspiro profundamente –Algo me decía que esto no iba a salir bien, pero al menos tenía que intentarlo... Creo que hubiera sido insoportable haberte perdido con tanta facilidad por lo que estoy haciendo.

–No entiendo… ¿Qué es lo que realmente está pasando?

–Pasa que estoy intentando protegerte, pero tienes la habilidad de impedir que todo lo haga de la manera sencilla –dijo Seiya acercándose a mí, acariciándome el rostro con suavidad –Perdóname por lo que hice, por mentirte, por no habértelo dicho antes… No te imaginas como me arrepiento de esto, pero no tenia opción. Era la única manera en que puedo mantenerte a salvo.

–¿De quién?

–De esa maldita rata pelirroja.

–¿Acaso olvidas quién soy, Seiya? Ya no soy la chica que era en la Universidad. Esa mujer no puede hacerme nada. No se lo voy a permitir.

–Ni yo. Por eso es que estoy seduciendo a esa mujer, para conseguir pruebas que demuestren que es cómplice de Tuxedo Mask y pueda encerrarla para siempre.

Lo mire por un momento, sintiendo como mi corazón latía desenfrenadamente al comprender la situación –Entonces… el que te viera con ella… ¿forma parte de un plan para capturarla?

Seiya asintió –¿Qué otra cosa si no? Para mí, la única mujer que realmente amo eres tú.

De inmediato le eche mis brazos a su cuello y lo bese con una inmensa felicidad inundándome. Si, todavía estoy molesta porque no me dijo la verdad antes y así me hubiera podido evitar ese horrible dolor en el corazón por creer que me había engañado, y que he tenido durante la mitad de la noche, pero eso ahora pasa a segundo plano. Lo único que me importa es que Seiya me ama tanto como yo a él.

Sentí como nuestros cuerpos se amoldaron a la perfección mientras él me estrechaba a su cuerpo y nos besábamos con intensidad, solo nos separamos al sentir la falta de aire en nuestros pulmones.

–Debería de odiarte por haberme hecho pasar el más terrible dolor de corazón durante toda la noche.

–Lo lamento, Bombón ¿Podrías perdonarme por todo lo que hice? ¿Aunque haya sido por una buena razón?

–Lo pensaré… –musite buscando sus labios nuevamente.

–A mi favor diré que después de que te he dicho más de mil veces que te amo y te lo he demostrado de un millón de formas posibles ¿Cómo fue posible que creyeras que te estaba engañando con Kakyuu? ¡Eso es lo más absurdo del mundo! ¿Olvidas que esta es una de las más grandes pruebas de lo que siento por ti? –dijo él metiendo la mano al bolsillo de su saco y tomo mi mano, en ella coloco el dije que le regrese en el hospital.

–Lo sé. Pero es que cuando te vi con ella, estaba tan furiosa y dolida que creí…

–Lo siento tanto, pero ahora sabes que no era lo que parecía.

–Ya sé… –dije dando un suspiro –¿Me ayudas a ponerme el dije?

–Por supuesto, Bombón.

Seiya tomo el dije mientras yo daba media vuelta, unos momentos después el dije volvió a colgar de mi cuello y mi novio beso con dulzura mi cuello.

–El dije te pertenece, no lo olvides… ya no debe volver a estar encerrado tanto tiempo en una caja.

–Lo voy a llevar siempre conmigo, igual que antes, Seiya –dije acariciando la joya con mi mano, tras lo que me gire para besarlo –Sí que estaba muy mal para no haberme dado cuenta, al igual que Molly y Ami, que todo era parte de un plan contra la arpía.

–¿Molly y Ami? –musito él sorprendido.

–Es una larga historia. Lo que importa es que quiero que me expliques ¿por qué no me lo dijiste antes? ¿Ni siquiera cuando estábamos en los jardines y te mencione esa teoría de lo que serias capaz de hacer por una misión?

–Porque se supone que tu no debías saber nada de esto. Al menos esa fue la indicación que me dio Luna.

–¿Luna? ¿Ella lo sabe?

–Sí. La llame mientras dormías y le conté de mi plan y estuvo de acuerdo en que lo realizara. Era una carta secreta que solo ella y yo sabíamos… –dijo dando un suspiro –Al principio pensé en desobedecer la orden de Luna y contártelo, e intente hacerlo cuando despertaste en la tarde y me encontraste bebiendo en la estancia de la suite, pero tú creíste que me despedía porque temía que me pasara algo y deje que lo creyeras. Era más fácil así ya que sabía que no ibas a estar de acuerdo con mi plan.

–No digas eso, Seiya. Yo te voy a apoyar en lo que sea que incluya tu plan.

–¿Incluso si la rata pelirroja cree que ahora que soy su amante, quiere que me divorcie de ti y me vaya con ella a Chicago por tiempo indefinido?

Lo mire totalmente sorprendida. ¡No! ¡Todo menos eso! No podría soportar que Seiya esté lejos de mi por quien sabe cuando tiempo para estar con esa arpía, aun sabiendo que todo es una farsa para conseguir encarcelarla. ¡No quiero que esa mujer este con mi novio!

–Lo sabia –musito él dando un suspiro –Aunque me apoyaras en mi plan para capturarla, sabía que no te iba a gustar esa parte.

–¿Y qué esperabas? ¡Es una locura! –exclame molesta apartándome de él. Empecé a caminar de un lado para otro en la pequeña oficina –¿Cómo se te ocurrió pensar hacer algo así? No, imposible… Debe de haber otra manera.

–Lamentablemente no la hay, Bombón. Esta es la única opción que tengo. Por eso es que no te dije nada. Además, al tu no saber nada de esto, sabía que si de alguna u otra forma te enterabas que estaba involucrado con ella, te enfadarías y nuestra repentina separación sería creíble a los ojos de todos. Así lograría mantenerte alejada de esa rata para que no te hiciera daño.

–Pues me parece que en eso me hiciste más daño tú que ella.

–Lo sé, y créeme que lo lamento mucho. Pero era mi única opción –dijo él dando un suspiro –Aunque una parte de mi creía que te darías cuenta de que todo era parte de un plan, agradecí que creyeras el engaño. Tú y yo sabemos que cuando te enojas de verdad, no escuchas razones y conseguiría que nos separáramos. Así eso me costara perderte nuevamente, lo único que me interesaba es que estuvieras lejos de ella con tal de mantenerte a salvo… Eso mismo fue lo que me mantuvo en pie todos estos años lejos de ti, Bombón, el pensar que donde quiera que estuvieras, estabas bien tal como me decía Ikuko. Mientras tú estés bien, sabía que podría salir adelante y continuar con mi plan. Y cuando consiguiera que esa mujer estuviera tras las rejas, lucharía sin fin para conquistarte nuevamente…

–Pero ahora que lo sé todo, eso cambia la situación –dije con una pequeña sonrisa –Entiendo que quieras protegerme, Seiya, pero he aprendido a cuidarme sola. Y respecto a la arpía… ya se me ocurrirá otro plan para capturarla y no tengas que hacerte pasar por su amante. Si no nos queda más opción que continuar con tu plan, entonces iré detrás de ti a donde sea que vayas con esa mujer. Me instalare en una casa de seguridad en Chicago o en donde sea para seguir todos sus movimientos, así podremos vernos cada que sea posible y…

–No, esa no es una opción.

–¡Seiya!

–No está a discusión –dijo él con firmeza –No voy a exponerte ante la posibilidad de que te descubra.

–¿Y me lo dices tú? ¡Correrás mucho más riesgo que yo al estar cerca de ella!

–Pero es poco probable que me haga algo, en cambio a ti…

–No me va a pasar nada.

–¡Eso no lo sabemos! Esa rata pelirroja está loca, logro que te arrestaran y te pusieran tras las rejas. Ni siquiera quiero imaginar que más podría hacer para separarnos. Además, ¿olvidas que me dijiste que soñaste que te disparo? Quien me dice que no podría intentarlo en la vida real… De ninguna manera voy a permitir que te mantengas cerca de ella.

–Eso solo fue un sueño. Las posibilidades de que ocurra en la realidad son…

–Nulas porque no quiero que estés cerca de ella –dijo él interrumpiéndome –Por esto es que no iba a decirte nada hasta que todo hubiera terminado, pero después de lo que paso con Tuxedo Mask… No tienes ni idea de cómo me sentí cuando ese sujeto salto de la azotea del Caesars llevándote consigo. Yo quería saltar detrás de ti... Al pensar que estuve a nada de perderte para siempre, ya no me importo nada. Mande todo al diablo con tal de no dejarte ir otra vez, pero ya estaba en marcha mi plan y tú creías que te engañe, así que… intente seguir con el plan, tenía que alejarte de mí a como diera lugar, pero me hiciste dudar de mi decisión y más cuando inventaste esa historia del sueño que tuviste.

–No lo invente. Si tuve ese sueño…

Seiya me miro totalmente sorprendido –¿Enserio?

Asentí con la cabeza, totalmente ruborizada.

–¿Y qué hay de lo que dijiste sobre que esperabas algún día en verdad ser la señora Kou? ¿Tener hijos? ¿Formar una vida juntos? ¿También es cierto?

–Si –admití sintiendo que mis mejillas se enrojecían aún más – No te lo había dicho antes porque… tenía miedo. Miedo de mis propios sentimientos, de lo que nos deparara el futuro, de perderte nuevamente.

–¿Y ahora?

–Ahora…. –musite dando un suspiro, pensando detenidamente que voy a decirle –Bueno, aún sigo teniendo miedo de perderte, de lo que pueda pasar con nosotros en el futuro, pero ya no tengo miedo de mis sentimientos por ti, porque… porque te amo, Seiya –dije con una sonrisa –Te ame hace seis años y te he seguido amado durante todos estos años aunque intente convencerme de lo contrario. Y te seguiré amando para siempre a pesar de que haces que te odie con facilidad y quiera matarte la mitad del tiempo, pero eso no me importa porque eres el único para mí y te amo.

–Yo también te amo… mi necia y testadura, Bombón.

Seiya me estrecho entre sus brazos y nos besamos con ternura, sintiendo como todo el amor que sentimos el uno por el otro recorriéndonos por completo. Siento que hasta podría volar ahora que nos hemos sincerado el uno con el otro y he logrado decirle que lo amo. Por supuesto, mis temores de perderlo y del futuro de nuestra relación aun siguen allí, en algún rincón de mi corazón, y creo que allí seguirán siempre. Pero también sé que nuestro amor es lo que me hace fuerte ante la adversidad, mi amor por él me da fuerzas para enfrentar lo que sea. Igual que la primera vez que nos dijimos que nos amábamos.


avatar
Serenity
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 2586
Edad : 28
Sexo : Femenino

https://www.fanfiction.net/u/2367835/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Serenity el Jue Mar 29, 2012 1:48 am

–Flashback–

–¿Y ahora quien va a ir a cantar? ¿Seiya? –pregunto Esmeralda –Eres el único que aun no ha subido al escenario, Seiya.

–Estoy muy bien aquí, chicos. ¿Por qué no vas a cantar, Bombón?

–¿Y espantar otra vez a todo el mundo con mi voz? No, gracias –dije tomando un trago de mi cerveza.

–¡Que mentirosa! Si tienes una voz preciosa al igual que tu sonrisa –dijo Seiya dándome un pequeño beso –Y tus ojos, tu nariz, tu cabello –musito llenando de pequeños besos todo mi rostro.

–¡Contrólense ustedes dos que estamos en un sitio publico! –exclamo Alan.

Seiya ni le hizo caso a su amigo, me beso en los labios y yo simplemente me deje llevar.

Viernes por la noche y Seiya y yo fuimos a un karaoke-bar junto con nuestros amigos para relajarnos después de una larga semana en la Universidad. Llevábamos varias semanas oficialmente como novios, prácticamente nos habíamos vuelto inseparables ya que siempre estábamos juntos. Aunque una parte de mi temía que el chico que había dejado de ser todo un playboy de la noche a la mañana y se había transformado en el novio más encantador del mundo, tarde o temprano se aburriera de mí y volviera a su vida de antes, yo me estaba enamorando locamente de Seiya.

–Voy al tocador un momento –dijo Kakyuu mientras se ponía de pie.

–Te acompaño –dijo Melissa también levantándose.

Esmeralda también se puso de pie –¿Vienes, Serena?

Negué con la cabeza, tras lo que las chicas se retiraron de la mesa.

–Ahora que lo pienso, ¿por qué no van a traer más cervezas, chicos? –dijo Seiya tomando su tarro, mostrando que estaba vacío.

–¿Y porque no vas tú, Seiya? –replico Rubeus.

Mi novio lo miro con esa expresión de "no molestes y vete", que siempre les daba a sus amigos cuando quería que nos dejaran solos.

–Bien. Pero tú pagas los tragos de la siguiente ronda.

–Si quieren yo pago todo lo de la noche, pero vayan que me muero de sed –dijo Seiya tras lo que su Alan y Rubeus de inmediato se fueron a la barra del bar –Al fin solos, Bombón…

–Sí, eso parece –musite dándole un pequeño beso.

–Recuérdame otra vez porque en vez de disfrutar de la noche para nosotros, vinimos aquí con los chicos.

–mmm… creo que para escuchar a nuestros amigos desafinar terriblemente al cantar. Aunque todavía no te he escuchado desafinar a ti, Seiya.

–Ni lo harás porque yo no desafino.

–Entonces demuéstralo y ve a cantar.

–Yo no canto en público.

–¿Miedo a la crítica?

–Más bien a que tener toda una legión de fans enloquecidas por mi magnífica voz que me mantengan lejos de ti –dijo él guiñándome un ojo.

–Eres un tonto.

–Pero soy tu tonto.

Seiya rompió la poca distancia que nos separaba para besarme. Alce mi mano para acariciar su rostro mientras nuestro beso se estaba volviendo más apasionado, mucho más de lo que hasta entonces eran nuestros besos y no nos separamos hasta que en verdad sentí la falta de aire.

–Te amo, Bombón –musite sobre mis labios.

Me quede totalmente sorprendida al escucharlo. Era la primera vez que me lo decía, y lo dijo como si fuera algo tan natural como respirar.

Abrí la boca pero la cerré de inmediato al no saber que decir. Mi corazón latía como loco ante sus palabras ya que yo también sentía que lo amaba, pero no estaba segura de decírselo. Mi novio era todo un Casanova y una parte de mi temía que no fuera del todo cierto lo que me dijo.

–¿No dices nada, Bombón?

–Honestamente… no estoy muy segura de que decir.

–Comprendo –dijo él dando un suspiro –No importa. Simplemente quería que lo supieras.

Seiya tomo su tarro y lo alzo olvidándose de que estaba vacío, lo volvió a dejar sobre la mesa al ver que no tenía nada que beber, dando un suspiro de frustración. Me empecé a sentir fatal. Mi novio me acababa de decir que me amaba y yo acababa de echar a perder una hermosa velada.

–Seiya…

–Voy a ver porque tardan tanto Alan y Rubeus con esas cervezas –dijo él poniéndose de pie.

–¡Espera! –dije tomándolo del brazo para impedir que se fuera –¿Estás molesto conmigo? Lo siento, es que me tomaste por sorpresa y… yo…

–Olvídalo. No pasa nada, Bombón.

–¡No! ¡Si está pasando algo! –exclame exaltada –Me acabas de decir que me amas y yo… yo también te amo, Seiya.

–No lo digas solo porque crees que es lo que quiero escuchar –dijo él con seriedad.

–¡Y tú no me digas que es lo siento o no por ti! –grite molesta. Di un suspiro para tranquilizarme –Mira, no es que no sienta lo mismo por ti, es solo que… ¿a cuantas de tus ex novias les dijiste lo mismo?

–A ninguna.

–¿A ninguna?

–Por nadie he sentido lo que siento por ti, Bombón ¿Tan difícil es de creerlo?

–Pues considerando tu largo historial…

Él simplemente se soltó de mi agarre, mientras daba un suspiro. Se alejó de la mesa.

–¿A dónde vas? ¡No me dejes hablando sola! ¡Seiya!

Lo llame pero fue en vano porque ni siquiera volteo a verme mientras se perdía de mi vista al mezclarse con la gente.

–¿Problemas en el paraíso, Serena? –pregunto Kakyuu al volver a la mesa. Se sentó junto con Melissa y Esmeralda.

–Eso creo –musite hundiéndome en mi asiento –Después de esto, creo que Seiya va a terminar conmigo.

–¿Por qué? ¿Qué paso? –pregunto Melissa.

–Seiya me dijo que me ama.

Las tres me miraron sorprendidas.

–¿Y tú…? –pregunto Esmeralda.

–Creo que también lo amo. Sé lo dije al intentar arreglar las cosas después del desastre que arme al no decirle nada al principio, pero…

–Siento ser yo quien te lo diga –dijo Kakyuu –Pero estamos hablando de Seiya Kou, y es probable que él no…

–Ni lo digas que ya lo sé… –musite dando un largo suspiro –Creo que será mejor que me vaya.

–¿Y Seiya?

–Él fue quien me dejo hablando sola cuando intente arreglar las cosas, y si lo veo ahora creo que van a terminar peor de lo que están. Si quiere hablar conmigo, díganle que ya sabe dónde encontrarme.

Tome mi bolso y me puse de pie, Alan y Rubeus venían llegando trayendo consigo las bebidas de todos en las manos.

–¿A dónde vas, Serena? –pregunto Alan.

–A dormir, chicos. Nos vemos después.

Me abrí paso entre la gente con tal de salir lo más pronto posible del lugar y volver a mi dormitorio. No quería ni pensar en cómo un par de palabas habían hecho que repentinamente cambiaran las cosas entre Seiya y yo.

–¡Bombón!

Detuve mis pasos a pocos metros de llegar a la salida del karaoke-bar al escucharlo llamarme a través del micrófono. Voltee y me quede sorprendida al verlo en el escenario del karaoke.

–Sabes que no me gusta cantar en público, pero hoy no me importa porque esto lo hago por ti, Bombón. Así ya no te van a quedar dudas de que en verdad te amo.

Empezaron a sonar los acordes de mi canción favorita y ya no estaba segura de que me sorprendía más, si lo que había dicho mi novio o el hecho de que iba a cantar para mí.

I've waited a hundred years / He esperado cien años
But I'd wait a million more for you / Pero me espera un millón más para ti
Nothing prepared me for the privilege of being yours / Nada me había preparado para el privilegio de ser tuyo
If I had only felt the warmth within your touch / Si yo sólo hubiera sentido el calor de tu toque
If I had only seen how you smile when you blush / Si yo sólo hubiera visto cómo sonríes cuando te sonrojas
Or how you curl your lip when you concentrate enough / O cómo rizas tus labios cuando te concentras lo suficiente
I would have known what I was living for / Yo hubiera sabido lo que estaba viviendo
What I've been living for / Lo que he estado viviendo durante

Mi corazón latía desenfrenadamente mientras yo seguía allí escuchando a Seiya cantarme, y que había que reconocer que no lo hacía nada mal a pesar de que se negaba a cantar en público. Ni siquiera podía moverme, solo seguía allí con mi vista en él, sintiendo como toda la gente a nuestro alrededor desaparecía y solamente estábamos nosotros en aquel lugar.

Your love is my turning page / Tu amor es mi vuelta de página
Only the sweetest words remain / Sólo quedan las palabras más dulces
Every kiss is a cursive line / Cada beso es una línea cursiva
Every touch is a redefining phrase / Cada contacto es una frase que define
I surrender who I've been for who you are / Te entrego lo que he sido por lo que eres
Nothing makes me stronger than your fragile heart / Nada me hace más fuerte que tu frágil corazón
If I had only felt how it feels to be yours / Si yo sólo hubiera sentido lo que se siente ser tuyo
I would have known what I've been living for all along / Yo hubiera sabido lo que he estado viviendo durante todo el tiempo
What I've been living for... / Lo que he estado viviendo durante...


Seiya bajo del escenario y camino lentamente hacia mí. Sonreí aún más conforme se acercaba, estando segura de una cosa: estaba total y perdidamente enamorada de aquel hombre que me amaba tanto como yo a él y que me estaba cantando en público, para demostrarme que eran verdad sus palabras, que me ama. De eso ya no tenía ninguna duda.

We're tethered to the story we must tell / Estamos atados a la historia que tenemos que decir
When I saw you well I knew we'd tell it well / Cuando te vi, así yo sabía que habíamos que contarla bien
With the whisper we will tame the vicious scenes / Con el susurro que se dominar las escenas de vicio
Like a feather bringing kingdoms to their knees / Como una pluma trayendo reinos de rodillas

Mi novio me tomo entre sus brazos al llegar frente a mí al terminar de cantar. Le rodee el cuello con mis brazos, estrechándome más a él a ante la felicidad que me inunda.

–Te amo, Seiya.

–Yo también te amo, Bombón.

Inclino su rostro sobre el mío y nos besamos apasionadamente. De repente escuchamos un montón de aplausos y gritos a nuestro alrededor –muchos de los cuales, y más entusiastas, provenían de la mesa en donde nos observaban nuestros amigos–, haciendo que nos separáramos ruborizados ante la escena que estamos protagonizando. Pero no importaba. Nada me importaba mientras estuviera junto al hombre que amo.

–Fin Del Flashback–


–Te amo, Bombón –musito él sobre mis labios.

–Y yo también te amo, Amor –susurre besándolo en la comisura de los labios.

Seiya me estrecho aun más entre sus brazos, mientras yo acaricio con suavidad su rostro, olvidándome aunque sea solo un momento de lo demás para disfrutar al máximo de este instante en que estamos juntos.

–Bombón…

–¿Si?

–Por favor, te lo pido… No, te lo suplico, mantente lejos de la rata pelirroja y déjame continuar con mi plan para capturarla.

–¿Por qué tenias que arruinar de esa forma un momento tan perfecto? –dije separándome de él.

–Escúchame, Bombón…

–Bombón, nada. Debe de haber otra manera de capturarla sin que tengamos que separarnos.

–¿Y cuál es? Dímelo porque yo no lo sé

–Pues… –musite mordiendo mi labio inferior, pensando rápidamente en algo pero no se me ocurre nada ¡Piensa, Serena! ¡Piensa!

–No tengo otra opción.

–Siempre hay otra opción, Seiya ¡solo hay que encontrarla!

–Siento decirte que en este caso no la hay. Mira, si quieres di que estoy algo paranoico, pero ¿recuerdas esa pesadilla que dijiste que me escuchaste hablar dormido? –asentí ante su pregunta –Soñé que esa mujer te había secuestrado, yo iba a rescatarte y cuando llegue a dónde estabas, tenía un arma contra tu cabeza y pensaba asesinarte frente a mi…–dijo él dando un largo suspiro –No permitiré que algo cercano a eso ocurra jamás. La voy a detener a como dé lugar y para lograrlo, debes mantenerte lejos de ella, pero sobre todo de mi.

–¡Olvídalo porque eso no va a pasar! ¡Somos un equipo y debemos trabajar como tal!

–Pues siento decirlo, pero eso no nos funciono muy bien con Tuxedo Mask.

–No menciones a ese sujeto, porque aun no puedo creer lo que paso con él.

–Ni yo… pero trata de ponerte en mi lugar, Bombón. Si tuvieras que hacer algo similar con él a lo que estoy haciendo con esa rata…

–Dudo mucho que tenga que hacer algo así a pesar de que él me dijo que iba a buscarme.

–¿Qué? ¿De qué hablas? –pregunto él sorprendido.

–Antes de quedar inconsciente, dijo que me buscaría después y me diría la verdad, que solo yo podría ayudarlo a hacer justicia…

–No lo entiendo ¿por qué te diría algo así? ¿Sabes quién es? ¿Viste su rostro? ¿Es uno de los sospechosos?

–Se que es uno de los sospechosos, Seiya, porque me llamo por mi nombre, pero aun no sé quien es. Aunque siento que su mirada ya la había visto antes, pero no recuerdo en quien.

–Solo se me ocurren dos nombres para el rostro detrás del antifaz ya que no estaban en el salón de la subasta cuando empezó todo el escándalo que provoco Tuxedo Mask.

–Zafiro Black y Darién Chiba... –musite al recordar que ellos se habían ido al baño momentos antes de que apareciera ese ladrón.

–Exacto. Y ya que tú eres la única que vio mejor que nadie a ese sujeto, seguramente sabrás quien es.

–No creo que sea tan fácil… la fisonomía de Zafiro y Darién es muy similar y ambos coinciden en las características de Tuxedo Mask: 1.90m de alto, cabello negro corto, ojos azules…

–¿Te dijo algo que ayude a saber quién es?

–Dijo que ya lo había visto muchas veces sin el antifaz, me hizo muchas preguntas: que si mi nombre realmente es Serena, si estamos casados, si somos agentes secretos…

–¡Es Chiba!

–¿Qué te hace creer eso?

–Fácil: te pregunto si estás casada –dijo él con seguridad –Chiba es el único de los sospechosos que tiene un particular interés romántico en ti, Bombón.

–No empieces otra vez con eso ¡Eso no prueba nada! –exclame sorprendida ante su lógica –Si, puede que Darién haya estado interesado en mí, pero ya le quedo muy claro que nunca habrá nada entre los dos y durante la subasta se comporto simplemente como un buen amigo… Además ¿quién dice que no es Zafiro Black? Me pregunto cosas de ti y como es tan amigo de la arpía al igual que Diamante y Neherenia, seguramente quería saber esas cosas para decírselo a ella y ayudarla a separarnos.

–Punto a tu favor en eso –dijo él dando un largo suspiro –¿Algo más que te dijera Tuxedo Mask?

–Sabe que tendrá que enfrentar a la justicia por lo que ha hecho y parece que asumirá su castigo, pero me llamo la atención que dijo que es el títere de personas más poderosas que él…

–¿Cómo la rata pelirroja?

–Eso creo… –musite dando un suspiro –Siento que hay una parte muy importante en todo esto que aun nos falta en este rompecabezas.

–Si es así, yo me encargare de averiguarlo.

–¡Seiya!

–¡Tengo que hacerlo, Bombón! ¡No hay otra opción si queremos terminar con esto de una vez por todas!

–¡No! ¡No! ¡No! ¡Debe de haber otra forma! –exclame empezando a molestarme realmente ante su insistencia. Tiene que haber otra forma de capturar a esa mujer sin exponer a Seiya de esa manera

–No la hay. Entiendo que esto sea difícil para ti, pero trata de entenderlo… Si Tuxedo Mask te buscara, y si estar con él es la única forma que hay de arrestarlo, lo entendería porque sé que ese es tu deber.

–No me hables del deber porque siempre existe una forma de cumplir con él sin hacer locuras como las que pretendes hacer.

–No tengo otra opción, Bombón.

–¡Ya deja de decir eso! –exclame furiosa –¡Siempre hay otra opción, pero tú no quieres hallarla por irte con esa arpía!

–¡No volvamos otra vez a eso! ¡Sabes que te amo!

–¡Yo también te amo, y por eso no quiero perderte! ¡Ya no quiero escucharte hablar así!

–Bombón… –musito él rodeándome con sus brazos –Esto también es muy difícil para mí porque lo último que quiero es estar lejos de ti, pero…

–No quiero escuchar peros. Quiero escuchar que estarás conmigo.

–Y así será, por el resto de mi vida… pero antes tenemos que estar lejos un tiempo para que pueda atrapar a esa rata. No es solo por la misión, sino para que por fin podamos tener la vida que soñamos y podamos vivir en paz.

–No… no quiero dejarte ir, Seiya –musite luchando por no empezar a llorar.

–Tiene que ser así. Tengo que hacerlo, por nosotros…

–No, no tiene por qué ser así… Si vas a seguir diciéndome lo mismo, no quiero escucharte más.

–Pero, Bombón...

–Ya escuche suficiente, así que no digas más…. Por favor, ya no quiero que digas nada más.

Siento como las lágrimas se anegan en mis ojos ante la impotencia que siento por esta situación, así que respire profundamente para tranquilizarme mientras caminaba hacia la ventana. A través del reflejo del cristal vi a Seiya detrás de mí, observándome. No me gire para verlo y me quede observando la ciudad, cuyo cielo se está iluminando aunque aún no sale el sol.

Mi novio se quedó allí, detrás de mí, mirándome mientras yo respiraba profundamente y pienso que podemos hacer. Tiene que haber otra opción para atrapar a la arpía de Kakyuu sin que Seiya tenga que volverse su amante. Siento que soy una egoísta al interponer mis sentimientos y el bienestar del hombre que amo ante el éxito de la misión, pero esa mujer ha demostrado que está loca y es todo un peligro. No quiero ni pensar en que podría pasarle a Seiya si algo sale mal y lo descubre. Tiene que haber una forma de evitar ponerlo en peligro.

¿Pero si Seiya tiene razón y no la hay? De ser así, no tendría más opción que resignarme a que continúe con su plan… Pero no soportaría que algo malo le pasara si llegara a salir mal.

Piensa, Serena. Piensa. Debe de haber algo que pueda hacer.

Si tan solo pudiera estar segura de que las palabras que me dijo Tuxedo Mask son ciertas, que él tarde o temprano me buscara y me dirá la verdad. Con su testimonio y las pruebas necesarias, podríamos arrestar a esa mujer y sus cómplices, y hacer que estén durante una larga temporada en la cárcel. Pero no estoy segura de poder contar con ello… Si tan solo lograra recordar en quien he visto esa profunda mirada azul que estaba enmarcada con el antifaz de Tuxedo Mask, todo sería más fácil.

¡Eso es! Si ese ladrón no me busca como me dijo, debo hallar la forma de encontrarlo pronto y hacerlo hablar para poder terminar con todo esto de una vez y enviar a esa arpía a la cárcel.

¿Y cómo voy a hacer eso? Desde que inicio esta misión, el principal objetivo es encontrar a Tuxedo Mask y capturarlo, algo que casi logre esta noche. Y todo hubiera sido perfecto si él no se hubiera escapado, lo cual consiguió cuando me durmió con esa rosa. Pero ahora que lo pienso, se hubiera escapado en cualquier momento, incluso cuando me encontraba sola con él en la azotea del Caesars; hubiera sido tan fácil como entregarme la rosa o haber saltado de la azotea en cualquier momento y sin mí. ¿Por qué no lo hizo así? ¿Por qué salto conmigo de la azotea del Caesars? Y lo más importante, estando herido, tuvo las fuerzas necesarias para saltar de la azotea del Caesars e igualmente hubiera escapado en el momento que quisiera, pero solo lo hizo hasta que escuchamos las sirenas de las patrullas de la policía. ¿Por qué espero tanto? ¿Por qué?

No lo entiendo. ¿Cómo fue que mi encuentro con Tuxedo Mask ocurrió de esa manera, pudiendo haber sido de mil y un formas distintas? Pudo haberme disparado aprovechando que estaba inconsciente, o herirme de alguna manera y no lo hizo. ¿Por qué?

Tuxedo Mask tampoco hirió a nadie durante la subasta, se limito a dormir a todos con ese humo, al igual que ha dormido a los guardias de los eventos en donde ha realizado sus anteriores robos. Sin duda tiene un modo de operar muy particular, pero ¿por qué lo hace así? ¿Por qué actuó de la forma en que lo hizo durante la subasta?

La puerta se abrió mientras yo aún sigo de pie frente a la ventana, observando la ciudad, tratando de pensar en lo que paso esta noche. ¿Cómo fue que todo esto ocurrió? Suspire ya que aún no logro saberlo a pesar de que no he dejado de pensar en ello.

El sonido de la puerta cerrándose me regreso a la realidad. Voltee y vi a Luna sosteniendo un folder amarillo en sus manos, camino hacia la mesa y dejo caer de golpe el folder, está molesta.

–Agente Tsukino, Agente Kou…. tomen asiento.

Luna me miro firmemente sin darme oportunidad de replicar, dirigí mi mirada a Seiya que aún estaba viéndome, igual que ha estado mirándome en toda la noche, y yo ya no quiero escucharlo decirme algo más. Camine hacia la mesa y me senté en una de las sillas libres frente a Luna. Seiya se sentó a mi lado.

–Quiero que hablen y me digan exactamente que paso. Les advierto de una vez que quiero la verdad porque si no esto va a afectar aún más sus carreras.

–Muy bien. ¿Desde dónde quieres que empecemos, Luna? –pregunto Seiya.

–Creo que sería mejor si empezaran desde el principio, así podría comprender mejor este desastre...


Bueno, ya llegamos al punto en donde inicio este fic ¿Y ahora qué?:[Jujuju]: Entre que Tuxedo Mask escapó y Seiya tiene en marcha su plan para arrestar a la arpía de Kakyuu, por aquí van a pasar muchas cosas inesperadas a partir del siguiente capitulo. :[00]: Serena Evil :[AJAM]:

Me despido por ahora esperando que les haya gustado el capítulo de hoy, como siempre, les pido que no olviden dejar sus comentarios, dudas, quejas o sugerencias que tengan. Muchos saludos para todos y ¡nos vemos en el proximo capitulo!

XOXO
Serenity
avatar
Serenity
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 2586
Edad : 28
Sexo : Femenino

https://www.fanfiction.net/u/2367835/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por bombon95 el Vie Mar 30, 2012 7:44 pm

me encanto el capitulo..
vai casi lloro con las palabras k le dijo seiya a serena..yo nolo dejaria al igual k serena se fuera con la arpia de kakyuu
y Tuxedo Mask para mi k es darien..ya k no le hizo nada a serena..
bueno amiga actualizala pronto
cdt muxo

bombon95
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 4135
Edad : 22
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Dana21 el Vie Mar 30, 2012 9:17 pm

amix hace rato que no leo tu fic pero me pondre al corriente pero tu sigue escribiendo e inspirandote besos y abrazos
avatar
Dana21
Sailor Scout
Sailor Scout

Mensajes : 75
Edad : 30
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por HotaruSakurai el Vie Mar 30, 2012 9:51 pm

wow wow me encanto este capitulo pero aaaaaaaaaa por que no nos dijiste quien es tuxedo mask no me imagino quie es pero bueno tendre que volver a esperar que vuelvas actualizar no tardes mucho por favor
avatar
HotaruSakurai
Neo Reina Serena
Neo Reina Serena

Mensajes : 3130
Edad : 27
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por natu_rw el Sáb Mar 31, 2012 12:07 pm

Ayyy por fin Serena supo que Seiya es el mejor (L) Y llegamos al inicio del fic! Me tiene demasiado intrigada lo que pasará de aquí en adelante. Todo apunta a que Darien es Tuxedo Mask. Pero entonces Zafiro y la arpía están detrás de él?
Sabes, me encantan tus fics, que son adaptaciones o inspirados en otras películas o libros. Me gusta ver a estos dos en historias que no tienen nada que ver con Sailor Moon, sigue escribiendo aquellas porfa!
Cariños
avatar
natu_rw
Sailor Inner Scout
Sailor Inner Scout

Mensajes : 180
Edad : 28
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por seiya-bombon el Sáb Mar 31, 2012 12:12 pm

WOW q capitulo muy bueno sii ya llegamos al inicio rayos y ahora q no yo sigo sin tragarme lo de seiya no se hay gato encerrado para mi,xq le disparo a tuxedo mask no no hay algo q no encaja y por mi q se largue con la rata roja kiere morir q lo haga de una buena vz

ya no me kedan dudas q mi tuxedo mask es el papacito de darien por eso no le hizo nada a serena y la empezo a interrogar porq le gusta obvio y tambien yo ya sabia q lo tienen controlado de alguna manera yo lo sabia jumm me da miedo luna hahahahaha bueno veremos q pasa espero actualices prontoooo no aguanto la duda hehehehe nos vemos
avatar
seiya-bombon
Sailor Scout
Sailor Scout

Mensajes : 65
Edad : 26
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por stgrani el Miér Abr 04, 2012 9:24 am

Estoy aquí!! Wow! Me has dejado ah!! ???
Que situación mas difícil la que se esta dando, cada vez se enredan mas las cosas!
Ya me imagino semejante pieza de joyería!
Pero porque tenia que sufrir serena otra vez por seiya y vaya manera! Pero no me gusta para nada su plan, esa mujer no es nada de fiar! Hasta darien se lo advirtió!
Pero como se le ocurre a seiya dispara! Si que no piensa a veces, de veras que es tontito! Le dio oportunidad de escapar!
Me sorprendio mucho la platica entre serena y tuxedo mask, wow! Las cosas se vuelven una locura!
Me encanto!!!
Perdon por aparecer hasta hoy.
Un abrazo en la distancia!
avatar
stgrani
Reina Serenity
Reina Serenity

Mensajes : 1790
Edad : 35
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por ayumisk el Miér Abr 04, 2012 7:29 pm

ay si que me dejaste con la intriga de quien es Tuxedo Mask**
yo que pensé se sabría su identidad, aunque tengo una ligera sospecha sobre quien es**
espero que este los ayude para que Seiya no tenga que estar con ese kakyuu .
Estaré esperando el siguiente capitulo.
avatar
ayumisk
Sailor Star Light
Sailor Star Light

Mensajes : 536
Edad : 27
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Mimi Kurosaki el Miér Abr 04, 2012 8:29 pm

hola soy nueva leyendo tu fic y recienvoy en el capitulo 2 [SERRISA]
peroo es muy interesante me a dejado sin palabras Ojos de amor me encanta lo segire leyendo
tu forma de escribir es grandiosa te felicito
gracias
avatar
Mimi Kurosaki
Alumno
Alumno

Mensajes : 3798
Edad : 20
Sexo : Femenino

Volver arriba Ir abajo

Re: Sr & Sra Kou [S/S] UA - Terminado

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 16 de 19. Precedente  1 ... 9 ... 15, 16, 17, 18, 19  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.